Puebla, Pue.- De los 60 negocios de comida que hay en el municipio de San José Chiapa, donde se construye la planta Audi, 50% buscarán incluir en sus menús comida alemana por la llegada de trabadores de ese país europeo.

El regidor de Hacienda de esa localidad, Juan Diego Tranquilino, menciona que con la llegada de la planta automotriz se han abierto varias oportunidades de negocio para los lugareños, que en el caso de restaurantes se tuvo un crecimiento del 100% solo en el 2014.

Sin embargo, reconoce que los teutones que han llegado para encabezar el proyecto no están comiendo en los restaurantes, en lugar de ello la propia empresa les provee de la alimentación, traída desde la ciudad y elaborada por un chef.

Menciona que con esa situación, algunos dueños de fondas están buscando tomar cursos de gastronomía a través del Instituto de Capacitación para el Trabajo del Estado de Puebla (Icatep) para ofrecer platillos que los alemanes puedan degustar y con ello aumentar sus ingresos.

Si bien la economía se ha activado por el proyecto automotriz y que propició varios negocios, principalmente de comida, por la llegada de cientos de trabajadores para la etapa de edificación, comenta que a corto plazo el rubro de alimentos será una opción, pues se prevé que lleguen empleados no sólo de Alemania, sino de otras partes de Europa y de Estados Unidos.

El regidor revela que incluso una mujer poblana que está casada con un alemán, se acercó al ayuntamiento para tramitar una licencia de funcionamiento para un restaurante de comida teutona, ya que los europeos no están acostumbrados a las tortillas y los antojitos mexicanos.

Buscarán microcréditos

Puntualiza que aparte de aprender gastronomía, los restauranteros buscarían microcréditos para darle una nueva imagen a sus establecimientos, ya que no solo es ofrecer comida internacional sino tener lugares que puedan certificarse, esto acompañado de tener los menús en alemán o inglés.

Menciona que las más interesadas en capacitarse son las señoras, quienes han emprendido los negocios de comida, debido a la necesidad de autoemplearse, ya que la mayoría de los hombres por la falta de oportunidades laborales en la localidad tiene que salir a otras ciudades o estados, incluso irse a Estados Unidos.

Diego Tranquilino comenta que en el primer trimestre podrían iniciar con los cursos, los cuales serán de seis meses a la par que algunos buscarán financiamientos para mejorar sus locales.

Esos planes van acompañados de las intenciones de algunas empresas foráneas por abrir cuatro hoteles de cinco estrellas, seis fraccionamientos y un Sam’s Club, este último para el municipio vecino de Nopalucan.

mfh