Las empresas manufactureras y maquiladoras de Querétaro podrían generar ahorros sustantivos en sus rubros fiscales con la actualización de sus procesos, aseguró Moisés Curiel García, socio de Baker & McKenzie, quien refirió que además se adquiere un mayor control en la operación y se genera una mayor plusvalía.

Consideró que las empresas locales no viven al borde del riesgo, sino que al contrario, son muy conservadoras.

Lo que ha venido sucediendo, dijo, es una mayor fiscalización y control por parte de las autoridades fiscales y a veces los procesos tradicionales que han tenido las empresas en el tiempo han hecho que se olviden actualizarse.

No obstante, mencionó que lo único que hay que asegurar es que esté bien aceitada la maquinaria , que no haya procesos no actualizados o temas sueltos que puedan generar algún riesgo innecesario por alguna liquidación o algún crédito fiscal que no se esperaría.

Por ello, aseguró que la mejor solución sería trabajar en beneficio de pulir que cada uno de esos contratos que se tienen celebrados con sus empresas relacionadas estén a mercado, asegurarse que la documentación con la que se tiene que cumplir esté lista antes del cierre del ejercicio, ver que los temas de importación cuadren bien con los de renta, es decir, apegarse a ley.

Y si por capacidad, tiempo, o tema se complica hacer uso de algún elemento externo, que pudiera hacer una revisión quizás trianual para asegurar que no exista algún riesgo.

Muchas veces, cuando se corrigen partes de lo que en proceso había quedado anticuado, como cualquier actualización que se va dando, hace que las empresas incluso lleguen a tener ahorros importantes , dijo.

Control de operaciones

Hacer una revisión detallada hace ahorros sustanciales, se puede hacer la empresa más eficiente y al mismo tiempo se controla más la operación, se ahorran más recursos y se genera más plusvalía, lo cual es en beneficio de la empresa.

En alguna parte importante de contribuciones locales se ha visto que una revisión detallada ha generado un ahorro efectivo , aseveró.

En lo que refiere a seguridad laboral, dijo, se ha visto que a veces se tiene una serie de pagos a las instituciones que no necesariamente corresponden a los riesgos laborales que tienen las empresas, por lo que el que se haga la adecuación respectiva hace que dichas observaciones se dejen de erogar y se reduzca significativamente esa parte del monto.

Recordó que el número de auditorías en comercio exterior se ha triplicado en los últimos años y una visión que tienen que tener los gobiernos del aseguramiento de sus recaudos justos es verificar que se hagan adecuadamente las cosas.