Querétaro, Qro. Frente a las reducciones presupuestales de programas federales para el sector agropecuario, el gobierno estatal plantea darles continuidad por medio de las partidas estatales.

El gobernador de Querétaro, Francisco Domínguez Servién, precisó que la iniciativa aplicaría en el Programa de Concurrencia, que habitualmente se conformaba de recursos federales y estatales.

De igual forma, se creará un programa estatal para brindar seguros catastróficos.

“El año que entra no hay seguros catastróficos; no hay Programa de Concurrencia; no va a haber precios objetivos para los granos. En promedio, vamos a ver, porque todavía falta ver si aprueban el agua para el riego, vendrán 100 millones de pesos menos”, pronunció.

Por tanto, agregó que esperará a que el Congreso local apruebe el Presupuesto de Egresos 2020 del estado, para posteriormente determinar partidas estatales para el sector.

“Daré instrucciones para que repongamos el Programa de Concurrencia estatal, sólo del gobierno del estado; también, daré instrucciones para generar un programa del gobierno estatal para seguros catastróficos”, comentó.

Domínguez Servién declaró que luego de que en la Cámara de Diputados no se aprobaron recursos para rubros como los seguros catastróficos, a partir del próximo año, ya no se contará con partidas federales para compensar a aquellos productores que pierdan cosechas.

Preocupación

En este sentido, ante la incidencia de fenómenos climáticos que impactan a las actividades agropecuarias, hay preocupación en el sector por la baja de recursos federales para seguros catastróficos.

A partir del presente año se presentaron bajas presupuestales en este rubro, previendo que, para el próximo año, el estado no reciba esta bolsa que se captaba de manera anual, señaló el secretario de Desarrollo Agropecuario, Carl Heinz Dobler Mehner.

En el 2018, el estado ejerció 30 millones de pesos en seguros catastróficos, recurso que en el 2019 se redujo a 23 millones.

El secretario estatal señaló que el recurso que se erogaba en seguros catastróficos se trasladaría al Fondo de Desastres Naturales (Fonden); sin embargo, agregó, se desconoce la manera en que operará este recurso.

Tan sólo en materia agrícola, ante las condiciones de sequía, este año se dejaron de sembrar 34,000 hectáreas, es decir, 31% de las 110,000 hectáreas que se siembran anualmente en el estado.

También, por sequía, este año los ganaderos de la Sierra Gorda del estado reportaron afectaciones, ante la falta del líquido para suministrar al ganado.

“Es atribuible a un tema de sequía. Lo que sí es lamentable es que, ante estas cuestiones climáticas, el gobierno federal esté quitando recursos a los seguros catastróficos”, mencionó el funcionario.

Año complejo

Dobler Mehner manifestó que este año ha sido complejo para los agropecuarios, ante la incidencia de fenómenos climatológicos que mermaron la productividad y los recortes federales que impactaron directamente al sector.

Pese a este escenario, añadió, los productores locales están listos para seguir produciendo.

Apoyos para el desarrollo rural sustentable del estado, por 96.6 millones de pesos; y se anunció una bolsa de 5 millones de pesos para productores que decidan adquirir un paquete de mejoramiento genético ganadero.

En cifras

En el primer semestre del año, las actividades primarias del estado reportaron un crecimiento anual de 5.9%, siendo el sector productivo con la tasa más alta entre las actividades económicas (0.7% secundarias y 1.3% terciarias), de acuerdo con datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía.

[email protected]