Usuarias de redes sociales han reportado supuestos intentos de secuestro dentro y fuera de las instalaciones del metro de la Ciudad de México. No existen denuncias formales, de acuerdo con el Sistema de Transporte Colectivo Metro, pero los testimonios disponibles en redes coinciden en el lugar y en la forma de actuar del o los supuestos agresores. A continuación hacemos una relación de lo que sabemos del tema.

El modus operandi

Los testimonios coinciden en que primero un hombre sigue a la víctima, la intercepta, la toma con fuerza y la amenaza para que la afectada no pida ayuda.

En caso de que la usuaria reciba ayuda de alguna otra persona, el agresor se presenta como pareja de la víctima y la presenta como alguien que “solo está haciendo drama”. Con frases como “Cálmate, mi amor”, el atacante trata de que las personas alrededor no presten ayuda a la potencial víctima.

Otros testimonios aseguran que el agresor sigue a la víctima hasta salir de las instalaciones del transporte colectivo e intenta, por la fuerza, meterla dentro de una camioneta o automóvil, en el cual otras personas ya esperan al atacante.

El STC Metro ha asegurado que no ha recibido denuncias sobre estos casos. Invitó al público usuario a denunciar ante las autoridades competentes cualquier ilícito. “Exhortamos a que si conoce o es víctima de cualquier tipo de ilícito dentro de nuestras instalaciones se acerque al personal de seguridad y vigilancia adscrito al Sistema para realizar lo que a derecho proceda”.

El lugar de los hechos

La usuaria de Facebook Zoé Láscari realizó un mapa en el cual marca las estaciones de metro en donde supuestamente se han presentado intentos de secuestro a usuarias, basándose en los testimonios difundidos por redes sociales y con información que Láscari recupera de un formulario en Google.

De acuerdo con Láscari, quien recupera en su mapa supuestos incidentes de 2018 hasta el 29 de enero de 2019, las estaciones con mayores reportes este año son Martín Carrera (Línea 6), Barranca del Muerto (Línea 7), Mixcoac (Línea 7), San Antonio (Línea 7), Indios Verdes (Línea 3), Coyoacán (Línea 3) y Ermita (Línea 2).

En los reportes que se tienen en redes sociales las víctimas han logrado escapar o han recibido ayuda de alguna persona.

La usuaria de Facebook Mariana Lira creó un evento en la red social con el nombre “Protesta en contra de los secuestros y feminicidios”, en el cual se convoca a una marcha el 2 de febrero que partirá del Monumento a la Madre (Insurgentes y Villalongín), seguirá por el Paseo de la Reforma y finalizará en el Zócalo capitalino.

Estrategias de ayuda

Debido a la alta tasa de feminicidios y las agresiones a las mujeres en México, se han creado herramientas y estrategias para que las personas que se encuentren en peligro puedan pedir o recibir ayuda. Según la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal), México se encuentra en la posición 23 de los 25 países del mundo en donde más feminicidios se cometen.

Una herramienta es WeHelp!, aplicación para dispositivos móviles que permite pedir ayuda por medio de un botón.

¿Cómo funciona WeHelp!?

La aplicación asegura que apretando un botón se envía una alerta a otros usuarios de la app y a cuerpos de seguridad que pueden auxiliarte. También te permite agregar a “contactos de confianza”, los cuales recibirán una alerta por medio de un SMS con la ubicación y hora exacta en la que la persona afectada emite el aviso.

Otra aplicación que opera de manera parecida es el Botón de Pánico #NiUnaMenos. Esta app, de acuerdo con su descripción en Google Play, funciona de forma familiar, esto quiere decir que la alerta sólo se enviará a los contactos que la usuaria tenga registrados como “de confianza”, los cuales recibirán un SMS indicando la situación de emergencia y la ubicación de la persona.

El portal de noticias Tiempos Modernos (noticiastm.com.mx) realizó un video en el que señala acciones recomendadas por Karina Bolaños, del colectivo Vivas Nos Queremos, para actuar en casos en donde el agresor aplique el “Cálmate, mi amor”. Las recomendaciones de Bolaños están dirigidas tanto a víctimas como a espectadores.

Las estrategias son:

Víctima:

  1. Grita ¡Fuego! o que hay un temblor. Esto puede alertar de la situación y confundir al atacante.
  2. Grita que se trata de un secuestro y pide ayuda.
  3. Abraza a una persona y aférrate a ella.

Testigo:

  1. Pregunta al sujeto datos concretos de la víctima como nombre o edad.
  2. Graba con tu celular para conservar evidencia.
  3. Toma de la mano a la víctima mientras haces las preguntas al agresor.
  4. Siempre cree en la afectada.
  5. Insiste en protegerla a menos que ella te pida que no intervengas.

¿Y tú: tienes alguna sugerencia?

[email protected]