Puebla, Pue. A 12 días de que el ayuntamiento de Puebla cumpla un año en funciones, se han concretado 18 de 47 proyectos de inversión privada por un monto de 1,700 millones de pesos y se busca aterrizar otro 10% de las propuestas en este último trimestre del presente año; sin embargo, para lograr su totalidad en el 2020 se analiza ofrecer incentivos fiscales.

El secretario de Desarrollo Económico municipal, Eduardo Peniche García, explicó a El Economista que las inversiones logradas hasta el momento son de hoteles, plazas comerciales e industrias, las cuales significan 5,800 empleos directos.

Mencionó que la estrategia de la administración es atender y dar el acompañamiento a las empresas hasta convencerlas de que inviertan en Puebla, las cuales basan su decisión en un estudio de mercado donde consideran a otras ciudades como Querétaro y Pachuca.

La carpeta de proyectos, recordó, representa un monto total de 5,400 millones de pesos y la generación de 11,200 empleos permanentes en la Angelópolis, por lo cual se busca un esquema de incentivos fiscales con la Tesorería para el próximo año, ya que los empresarios demandan apoyos.

Del total de proyectos, dijo, la inversión productiva que implica la creación de trabajos con aperturas de negocios y empresas para la transformación de bienes y servicios asciende a 4,800 millones de pesos y el resto, es capital aplicado a la construcción de desarrollos inmobiliarios.

Los principales incentivos fiscales, informó, serían la condonación de cobros en licencias de funcionamiento el primer año y descuentos de 30 hasta 50% en el Predial.

“Puebla tiene una ventaja respecto a otras ciudades de la zona centro que es su posición para las actividades logísticas, por ello también se busca consolidarla en atraer inversiones en centros de distribución por su facilidad de conexión con la Ciudad de México, Estado de México y hacia el sur-sureste del país”, apuntó.

Estrategias

Peniche García expuso que desde hace 20 años no se ha podido impulsar una estrategia para aprovechar esa posición en materia logística, pero que en esta administración municipal “existe el plan de lograrla y que las empresas foráneas tengan presente esa ventaja competitiva para aterrizar un proyecto”.

“Un ejemplo claro ocurre con la cervecera Heineken que concluyó su centro de distribución en la ciudad, el cual generará 600 empleos al cierre del presente año”, puntualizó.

El secretario municipal añadió que también destaca la meta de consolidar a Puebla en desarrollo de tecnología, para lo cual T-Systems inició la edificación de un complejo para albergar un centro de fabricación de software y, con ello, generar más de 1,000 empleos aprovechando el capital humano que egresa de las universidades.

[email protected]