Puebla, Pue. Durante las vacaciones de verano, que están por concluir el próximo 26 de agosto, el sector hotelero reportó una ocupación promedio de 80%, después de que en mayo había caído hasta 55% por la inseguridad y la falta de promoción turística a cargo de las autoridades estatales.

Gustavo Ponce de León Tobón, director de la Asociación Poblana de Hoteles y Moteles, reconoció que la última campaña de promoción lanzada en junio pasado por la Secretaría de Cultura y Turismo en la administración estatal saliente sí funcionó para atraer más visitantes, sobre todo a la ciudad, donde sus 302 socios venían con una racha negativa, después de la cuesta de enero.

En entrevista con El Economista, mencionó que, a dos semanas de terminar el periodo vacacional, siguen teniendo reservaciones de dos días promedio, con un gasto de 1,200 pesos por persona.

Indicó que el año pasado en dicho periodo la ocupación fue de 70%, cifra que se logró superar porque solicitaron a las autoridades estatales que hicieran algo urgente por cambiar el concepto de inseguridad que estaba percibiendo el mercado foráneo.

Evitan despidos

Ponce de León Tobón comentó que la baja ocupación propició en meses pasados que realizaran descansos obligatorios de dos días para el personal en todas las áreas, a fin de evitar despidos, los cuales iban a ocurrir durante el segundo semestre del año si no mejoraba la afluencia de huéspedes, afectando principalmente a los de mayor antigüedad.

Mencionó que los empleados han regresado a sus actividades normales desde principios de julio y esperan que se mantenga sin cambios para lo que resta del presente año.

Sin embargo, pidió al nuevo gobierno estatal que haga una planeación de promoción turística, y si es necesario que se reactive para el 2020 dentro de la ley de ingresos el cobro de 2% del Impuesto sobre Hospedaje a fin de integrar un fideicomiso, con el cual haya una mayor promoción del estado fuera de México, luego de la desaparición del Consejo de Promoción Turística.

[email protected]