Monterrey, NL. El subsecretario de Industria y Comercio de la Secretaría de Economía (SE), Ernesto Acevedo Fernández, dijo que aunque la economía se ve afectada por factores externos, como la desaceleración en Estados Unidos, el país puede crecer gracias a los proyectos de infraestructura en el sur-sureste y el nuevo aeropuerto de Santa Lucía.

“Desde hace 40 años se redujo la inversión en educación e infraestructura, tenemos que cambiar eso, pero los recursos públicos son muy escasos; para avanzar necesitamos más recursos públicos y privados para detonar mayor infraestructura”, comentó en el Simposio Internacional de Economía del Tecnológico de Monterrey.

“Con los proyectos que propuso el presidente (Andrés Manuel López Obrador) en materia de infraestructura como el Tren Maya, el Corredor Transístmico, la Refinería de Dos Bocas y el aeropuerto de Santa Lucía (…) el potencial de crecimiento de las entidades federativas es muy grande”, dijo Acevedo Fernández.

 

Sin embargo, enfatizó en que es necesario que la Iniciativa Privada participe de manera más activa e invierta más en infraestructura, amén de que se requiere incrementar la recaudación.

Durante su ponencia sobre la Nueva Política Industrial de México, explicó que el país no crece porque no se ha invertido en educación ni en infraestructura.

Las entidades que han tenido un mejor desempeño en la tasa media de crecimiento anual del Producto Interno Bruto (PIB) son: Aguascalientes, Quintana Roo y Querétaro.

Por el contrario, las entidades que presentaron menos crecimiento fueron Campeche, Guerrero y Chiapas, “ahí hay un reto estructural que hay que atender”, dijo el funcionario.

El desarrollo regional ha sido desigual en el periodo mencionado. En los estados de la frontera norte, sólo Nuevo León y Baja California Sur tuvieron un crecimiento mayor a 3%, mientras que Baja California, Sonora, Chihuahua, Coahuila y Tamaulipas avanzaron 2.3 por ciento.

Los estados del sureste tuvieron una tasa media de crecimiento anual menor a 2%, excepto Quintana Roo con más de 3% y Yucatán con 2.3 por ciento.

A nivel país, la tasa media de crecimiento fue de 2.3% en el periodo 1980-2017. “Hemos crecido muy poco, ha sido un crecimiento bajo, es un elemento estructural desde hace 36 años”.

El subsecretario de Industria y Comercio de la Secretaría de Economía puso el ejemplo de que países como Corea del Sur crecieron más de 6% en el periodo referido, según datos del Banco Mundial.

En cuanto al entorno actual, aseguró que las expectativas de crecimiento han disminuido en todos los países; Estados Unidos está enfrentando un proceso de desaceleración en su manufactura que afecta a México.

A ello se suma la guerra comercial entre Estados Unidos y China, lo cual refleja una posición proteccionista que perjudica a economías expuestas al comercio exterior como el país, dijo el funcionario.

[email protected]

kg