Querétaro, Qro. Cerca de 400 personas que votarían en las casillas especiales instaladas en la capital queretana, encabezaron una manifestación para expresar su inconformidad por la falta de boletas que les ha impedido emitir su voto.

Los manifestantes no pudieron sufragar en las casillas instaladas en las inmediaciones del Estadio La Corregidora, dado que únicamente se otorgaron 750 boletas para cada casilla. Cerca de las 17:00 horas, el contingente partió en dirección a las instalaciones del Instituto Federal Electoral ubicadas en la colonia Carrizal.

Desde las 9 de la mañana la fila de personas rodeaba el recinto y el estacionamiento ubicado en la zona poniente se encontraba a un 80% de capacidad. Debido a la tardanza, la incertidumbre por votar se incrementó en los ciudadanos, quienes poco a poco, fueron aglomerando la entrada para recibir información.

En tanto, los funcionarios de casilla permitieron el ingreso de personas de la tercera edad para ubicarlos en una zona especial en donde esperaron su turno prioritario para votar.

Personas de diferentes estados de la república, algunos con residencia de varios años en Querétaro y otros de vacaciones o de paso por la entidad, intentaron realizar su voto; sin embargo, después del medio día únicamente restaban mil boletas electorales de las 2 mil 250 que serían utilizadas en las tres casillas.

Al mismo tiempo, se enteraban por diferentes medios de comunicación, que ya no habían boletas electorales en las 16 casillas especiales que se colocaron en el estado. Se pudo observar más de 2 mil personas que estuvieron esperando por varias horas la oportunidad de ejercer su voto, sin embargo, la mayoría de ellos no pudieron hacerlo en las casillas del estadio La Corregidora.

Los manifestantes sostuvieron un diálogo con personal del IFE por algunos momentos y después se retiraron.

arlene.patino@eleconomista.mx