Guadalajara, Jal. A través del trabajo conjunto, los estados que conforman la Alianza Centro-Bajío-Occidente proyectan crecer por arriba de 4%, afirmó el titular de la Secretaría de Desarrollo Económico (Sedeco) de Jalisco, Ernesto Sánchez Proal.

Luego de sostener una reunión de tres días, representantes de los estados de Jalisco, San Luis Potosí, Aguascalientes, Querétaro y Guanajuato trazaron acciones conjuntas para consolidar esta zona como la más importante en desarrollo económico y competitividad.

“Esto va a ayudar a consolidar nuestros objetivos de crecimiento del PIB por arriba de 4%, muy probablemente 5%, una vez consolidada y ya en operación esta alianza”, dijo el titular de Sedeco Jalisco.

En el marco del Taller de Inteligencia Colectiva para la región Centro-Bajío-Occidente, los representantes de las cinco entidades acordaron 10 estrategias prioritarias para lograr el crecimiento proyectado.

“Se lograron acuerdos sobre 10 estrategias macro y dentro de cada estrategia se acordaron entre seis y ocho programas específicos, la mayor parte de ellos, como 70%, a realizarse en conjunto por toda la región, y 30% por cada estado en específico”, detalló Sánchez Proal.

Pendientes

Entre los 10 proyectos estratégicos, se acordó conformar una agenda energética común y retomar el añejo proyecto para concluir la vía ferroviaria Guadalajara-Aguascalientes que agilizaría el traslado de mercancías desde el puerto de Manzanillo, Colima, hasta el de Altamira en Tamaulipas.

El tramo ferroviario de 190 kilómetros que hace falta entre El Castillo (Guadalajara) y Aguascalientes, fue impulsado por el sector empresarial de Jalisco desde la pasada administración, tanto estatal como federal, debido a que supone concluir el cruce interoceánico del país, ya que unirá el Océano Pacífico con el Golfo.

Y es que, a decir de los representantes de las cinco entidades, el objetivo es convertir a esta región en el centro logístico del país y posicionarla, a escala global, como una de las más atractivas para la inversión.

Según Ernesto Sánchez, la agenda común incluye temas de medio ambiente, como el saneamiento de la cuenca Lerma-Santiago-Pacífico.

El próximo 19 de julio se realizará una nueva reunión en el estado de Guanajuato, con la que se dará por concluida la primera etapa de la alianza. En la segunda fase se contempla una reunión con los gobernadores de los cinco estados que conforman la región.

La Alianza Centro-Bajío-Occidente nació como una propuesta que inicialmente planteaba la integración de Aguascalientes, Guanajuato, San Luis Potosí y Querétaro, pero a partir del 8 de mayo se incorporó Jalisco. La meta es generar un corredor de diversas ramas, para forjarse como plataforma de producción y atracción de capitales.

[email protected]