Monterrey, NL. La empresa alemana Festo y la Secretaría de Economía y Trabajo de Nuevo León lanzarán este año la primera etapa de un programa piloto para capacitar a 4,000 estudiantes a nivel técnico, así como a 600 profesores en temas sobre la Industria 4.0.

El objetivo es la formación de recursos humanos para que puedan incorporarse al sector productivo y seleccionar las tecnologías adecuadas dentro de la Industria 4.0, afirmó a El Economista, Armando Ramírez, gerente de Didáctica en Festo México.

“Va a estar costeado por el gobierno estatal y una parte por Festo. Para nosotros es un programa piloto, Festo Alemania está invirtiendo alrededor de 4 millones de euros y el gobierno estatal alrededor de 2 millones; es piloto porque pretende replicarse en otras partes del mundo”, destacó el directivo, en el marco de conferencias de Expo Manufactura.

Explicó que los jóvenes se entrenan como verdaderos especialistas de la Industria 4.0, usando un programa Gaming (juego virtual) para que aprendan 35 distintas habilidades.

La idea es empezar con una primera etapa de cuatro a seis meses para preparar a los profesores, pero la parte final del programa estaría listo el próximo año.

“Los profesores van a participar en el Gaming; a los mejores 120 se les va a preparar para que sean los masters, en la medida que obtengan buenos puntos, se les va a preparar en un taller con habilidades prácticas, además de habilidades virtuales”, puntualizó el directivo.

Actualmente, Festo apoya la transformación digital en México con soluciones de automatización y capacitación para clientes, conferencias, talleres, visitas de delegaciones y proyectos de formación relacionados con la Industria 4.0.

El mercado de educación y capacitación profesional mexicano alberga un gran potencial. Como proveedor líder de soluciones de capacitación en el ámbito técnico, Festo Didáctica trabaja de cerca con instituciones educativas y grandes empresas de todo el país.

Festo lleva décadas equipando universidades técnicas y centros de formación públicos y privados con sistemas de aprendizaje, así como preparando a estudiantes y trabajadores activos en cursos y capacitaciones en Alemania y México (más de 200 seminarios y 2500 participantes al año).

Cambio cultural

Dentro del panel Transformación digital y conectividad hacia las fábricas inteligentes, Armando Ramírez comentó que la transformación implica un cambio cultural y un reto de capacitación acelerada para que el capital humano se adapte a estos cambios.

Explicó que para lograr un cambio se debe empezar con los niveles directivos, pues ellos deben estar convencidos de dar este paso.

Destacó que el estado de Nuevo León adopta rápidamente nuevas tecnologías, mientras que en el sur-sureste del país hay un rezago, porque hay otra realidad económica, y si no se hacen esfuerzos por apoyar a estos estados, quizá nunca les lleguen a desarrollar la Industria 4.0.

[email protected]