Querétaro, Qro. Frente a la iniciativa de designar a coordinadores de programas federales en los estados, en sustitución de los delegados, la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción (CMIC) de Querétaro pugna porque esta nueva figura no impacte en la emisión y ejecución de recursos federales en las entidades federativas.

La presidenta de CMIC local, Alejandra Vega Reyes, consideró que primero se debe analizar si la figura de coordinador estatal tendrá la capacidad de atender todas las delegaciones con representación en los estados, en el caso de Querétaro son 58.

También, dijo, deberá privilegiarse tener una coordinación efectiva entre el coordinador estatal y las autoridades locales, anteponiendo los asuntos de interés público.

“Primero ver cómo va a ser la dinámica o cómo se va a dividir de tener más o menos 60 delegados importantes a una sola persona y que al mismo tiempo ésta tenga una buena coordinación con las autoridades estatales”, acotó.

Vega Reyes planteó que se deberá analizar la eficiencia de la nueva figura, para evitar que pudiese derivar en la contracción de recursos públicos federales para los estados.

Los recursos federales, añadió, deberán continuar en áreas básicas como salud, educación e infraestructura.

“Que siga habiendo recursos, de entrada para cuestiones básicas que es la educación, salud, obra pública, que es uno de los principales generadores de empleo y uno de los gremios que mueve la economía para un desarrollo adecuado en el estado”, pronunció.

En tanto, el próximo presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, ha anunciado una partida de 500,000 millones de pesos para siete programas prioritarios vinculados al sector de infraestructura de vivienda, comunicaciones y conectividad.

Proyección

La construcción del estado se conforma en 30% del sector público y 70% del sector privado.

El primer semestre del año, la Iniciativa Privada alentó el desarrollo de esta industria, con la confianza de que el segundo periodo tenga mayor fuerza, comentó la presidenta estatal de CMIC.

Refirió que se mantiene la expectativa de que la industria de la  construcción crezca 10% en el presente año.

El incremento en costos de materiales es una de las situaciones que marcó el primer semestre, especialmente el alza en el acero. En tanto, la cámara entabló acuerdos para que los proveedores respetaran los precios de ciertos materiales durante el proceso de los proyectos de obra.

Agregó que la renegociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte es uno de los temas que ha inyectado incertidumbre a los inversionistas, lo que también impacta al sector de la construcción, al considerar que 70% de los proyectos corresponden a obra privada.

Botones de pánico

Ante la incidencia de robos en obras e incluso en oficinas de constructores, la CMIC Querétaro plantea la posibilidad de colocar botones de pánico tanto en los sitios de las obras como en las constructoras.

Se prevé que antes de que concluya el año se ponga en marcha la instalación de botones, que estarán vinculados con dependencias locales.

En el último mes, la CMIC ha tenido conocimiento de dos robos, uno en oficinas de las que extrajeron chequeras y otro en una obra, donde hurtaron materiales y herramienta.

En coordinación con autoridades estatales, comentó, se trabaja en desarrollar una estrategia efectiva, especialmente en las construcciones, dado que hay algunas que se encuentran fuera de la periferia y carecen de conectividad.

[email protected]