Cancún, Qroo. La empresa Real Estate Dragon Mart Cancún emplazó al Centro Mexicano de Derecho Ambiental (Cemda) a exhibir las pruebas de sus declaraciones sobre las supuestas irregularidades en que ha incurrido el proyecto o rectificar y aclarar la situación, de lo contrario procederá legalmente contra el organismo.

En el comunicado difundido este jueves a la prensa y dirigido a Gustavo Alanís Ortega, director general del Cemda, se asegura que la firma Real Estate Dragon Mart Cancún no ha efectuado trabajos de desmonte o construcción alguna en el predio seleccionado para desarrollar el proyecto, siendo que aún no se solicita la licencia de edificación correspondiente .

Se afirma también que la Manifestación de Impacto Ambiental del Dragon Mart, autorizada por el Instituto de Impacto y Riesgo Ambiental (Inira) del gobierno de Quintana Roo, establece con toda claridad que el proyecto se desarrollará sobre un terreno previamente impactado, lo cual implica que no habrá remoción de vegetación alguna y que, por el contrario, considera la reforestación de 49 hectáreas de terreno.

DETALLES DEL PROYECTO

El proyecto Dragon Mart Cancún prevé la construcción de un centro de exhibición permanente de mercancías provenientes de China, Argentina, Panamá, Brasil y Canadá en un predio de 520 hectáreas, sobre las cuales se construirá un recinto de 120,000 metros cuadrados que albergará 3,040 locales comerciales. Además, prevé la construcción de 720 viviendas.

El escrito asegura que la titular del Cemda en Quintana Roo, Alejandra Serrano pavón, diseñó una estrategia legal, política y de comunicación tendiente a difamar y desprestigiar con el único propósito de evitar la construcción del Dragon Mart Cancún, situación que ha generado un grave daño moral y patrimonial al proyecto.

El comunicado concluye diciendo que en caso de no recibir respuesta favorable y por escrito a la petición, nos veremos obligados a proceder conforme a derecho .

BUSCAN LIMPIAR IMAGEN

El director general y socio del Dragon Mart Cancún, Juan Carlos Rodríguez González, inició recientemente una serie de encuentros con la comunidad cancunense para tratar de atajar la preocupación manifestada por varios sectores sobre por el impacto que el proyecto pueda tener a nivel local.

En las diferentes reuniones que se ha tenido con representantes de las comunas, se dijo que el proyecto no implicará una migración masiva de ciudadanos chinos y que se limitará la entrada de mercancías en los sectores de calzado y confección para no afectar los intereses de la industria mexicana.

[email protected]