Querétaro, Qro. El sector comercio y turismo del estado aún está lejos de regresar a los niveles de consumo y ventas reportados previo al impacto de la pandemia por Covid-19.

Durante el pasado periodo vacacional, estas actividades lograron una derrama económica de 420 millones de pesos, acorde con lo proyectado por la delegación de la Cámara Nacional del Comercio, Servicios y Turismo (Canaco Servytur).

Sin embargo, esta cifra apenas representa 50% de la derrama obtenida en el mismo periodo del 2019, expuso el presidente de Canaco Querétaro, Fabián Camacho Arredondo.

“Se logró una recaudación de 420 millones de pesos que se tenían pronosticados; termina siendo algo positivo sobre todo por la inercia que se ha tenido en los últimos meses. Vale la pena contrastar que esta derrama representa cuando menos la mitad de lo que un periodo vacacional como este se había tenido en años anteriores”, declaró.

Los giros más impactados en el periodo de Semana Santa y Pascua son los relacionados con la actividad turística, entre ellos los hoteles y restaurantes, que tuvieron una caída de entre 60 y 70% en sus ingresos, frente a los obtenidos en años atrás, de acuerdo con reportes de los negocios asociados a la cámara.

“En términos generales reconocimos en la dinámica de plazas comerciales, centro, que se mantuvieron los controles y protocolos de sanidad y estaremos viendo los resultados de esta dinámica social en las próximas semanas”, apuntó el empresario.

La permanencia de las restricciones del Escenario B durante las vacaciones ha permitido que los establecimientos tengan una recuperación económica continua, aunque lenta; los ingresos obtenidos en este parámetro estatal ayudan a cumplir con los pasivos que enfrentan los negocios, es decir, adeudos con proveedores, arrendatarios, colaboradores e instituciones financieras. 

estados@eleconomista.mx