Puebla, Pue. La delegación de la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu) advierte que con el Plan Subregional para San José Chiapa, donde se construye la planta de Audi, se vendrán abajo los planes de quienes se han querido anticipar a la compra de tierras para revenderlas.

El representante de esa dependencia en la entidad, Lorenzo Rivera Sosa, menciona que la empresa española Idom lleva un avance importante en la integración del plan para identificar las zonas que son susceptibles para desarrollos comerciales, escuelas, viviendas y transporte.

Comenta que han detectado a empresas adquiriendo tierras desde principios de año, situación que no pueden impedir, pero en caso de no estar consideradas esas hectáreas dentro de la poligonal para detonarse proyectos relacionados con la planta automotriz, o que no correspondan con la vocación determinada, las autoridades evitarán dar las licencias.

Menciona que también han tenido reuniones con ejidatarios para que exhortarlos a que eviten vender sus tierras, pues en algunos casos subiría el valor una vez presentado el plan de desarrollo.

Demasiado riesgo

Por su parte, el presidente de Empresarios Inmobiliarios de Puebla, César Bonilla, manifiesta que mientras no se conozcan los usos de suelo, a través del plan subregional, es mucho riesgo adquirir tierras.

Bonilla Yunes considera que el costo de la tierra oscilaría entre los 200 y 250 pesos el metro cuadrado para uso habitacional, en el caso industrial sería de 150 pesos, mientras que para desarrollos comerciales se podría comercializar en 300 pesos.

La planta automotriz arrancará pruebas en mayo de 2015 e iniciará en 2016 con la producción de la camioneta Q5.

Hemos encontrado que la tierra está ofertándose entre los 200 y 800 pesos el metro cuadrado, pero tendrá que estabilizarse pronto, añadió.

[email protected]