Monterrey, NL. En México hay dos tareas pendientes con China: buscar un acercamiento para aumentar las exportaciones hacia ese país y generar mayor confianza para atraer inversiones, afirmó Jesús Seade Kuri, negociador en jefe del equipo negociador del Tratado de Libre Comercio con América del Norte del próximo gobierno Federal.

“Hay que acercarse (a China) y buscar mecanismos para aumentar nuestras exportaciones.  Hay dos tareas, aumentar nuestras exportaciones y aumentar la confianza de los chinos para traer sus inversiones”, expuso al término de su participación en la 45 Asamblea General Anual de American Chamber/México, Capítulo Monterrey.

Explicó que este paso es necesario para que México sea más eficiente en materia de comercio exterior, pues “no todo en el mundo es un Tratado de Libre Comercio, hay cosas que podemos hacer con ellos (China)”.

Recordó la cláusula en el Nuevo Tratado Estados Unidos, México, Canadá (USMCA) que dispone que si un país, por ejemplo México comienza a negociar con China, inmediatamente habría una represalia de Estados Unidos y podría salirse del Tratado.

“No creo que en ausencia de esa condición hubiera mercado en México para iniciar negociaciones de un Tratado de Libre Comercio con China; no estoy diciendo que sea mi opinión, he hablado con la industria, con gente del gobierno, hay mucho escepticismo y desconfianza”,  indicó

La estrategia, será crear confianza con China en ambas direcciones, “nuestros empresarios están muy desconfiados de los chinos y los chinos están desconfiados de los mexicanos, acuérdese del tren ligero, hay que crear un acercamiento”, consideró.

Desarrollar políticas industriales

Por otra parte, Jesús Seade, comentó que el USMCA es un paso hacia adelante, sin embargo, se deben desarrollar políticas industriales, sobre todo en el tema automotriz.

La forma de hacerlo, explicó, es sentarse con la industria automotriz, empresa por empresa y con el grupo para detectar cuellos de botella administrativos y desarrollos en los que se pueda participar en el aspecto técnico, científico y de infraestructura.

En suma, “tenemos que hacer que la industria sea más eficiente y tenga incentivos para profundizar en la cadena productiva”, debido a que México realiza maquila automotriz y hay poco valor agregado.