Monterrey, NL. A diferencia del resto del país, las pequeñas y medianas empresas (pymes) en Nuevo León mantienen la cartera de crédito con la banca comercial con un incremento del 0.61% anual en el acumulado a mayo de 2020, mientras que la cartera de crédito en el país mostró un descenso de 2.11 por ciento.

La poca variación a nivel estatal y la caída a nivel nacional del crédito a pymes, muestra la dificultad que tiene este segmento de empresas para acceder a recursos financieros, indica un análisis que elaboró la Cámara de la Industria de Transformación de Nuevo León (Caintra).

En medio de la pandemia la situación se agrava, provocando la pérdida de empleos, retraso de inversiones y cierre de empresas.

Cabe mencionar que el crédito a las pymes  en la entidad se ha mantenido prácticamente constante desde principios de 2018, con una caída de apenas del 0.6 por ciento.

“Hacemos un llamado a los tres niveles de gobierno a reforzar los apoyos para las pymes en este proceso de reactivación, tanto en facilidades administrativas como en apoyos de financiamiento”, indicó Caintra en un comunicado.

kg