Puebla, Pue. El gobierno del estado recibirá alrededor de 246 proyectos de obra pública que presentarán la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción (CMIC) y la Asociación de Empresas de la Construcción (Aeco) para considerarlos dentro del Paquete Económico 2020.

Se trata de propuestas para el mejoramiento de la red carretera que contribuyan a las operaciones logísticas en la zona metropolitana, así como puentes y distribuidores viales en zonas con carga vehicular en la Angelópolis.

El presidente de la CMIC en Puebla, José Antonio Hernández González, explicó que son 210 propuestas para el gobernador Miguel Barbosa Huerta, las cuales esperan puedan ser realizadas en forma inmediata o se consideren durante su administración, ya que tienen un respaldo de estudios técnicos y financieros.

Indicó que 60% de los proyectos se centra en resolver problemas de tránsito en las zonas sur y oriente de la Angelópolis, donde se ha concentrado el crecimiento urbano.

El banco de propuestas es en respuesta al ofrecimiento del mandatario poblano de contribuir a fortalecer la actividad de los constructores que en anteriores administraciones tuvieron poca participación, porque las obras quedaban en manos de empresarios foráneos.

Hernández González dijo que el costo de algunas obras oscila entre 300 y 450 millones de pesos, propuestas que fueron resultado de un análisis que realizaron con el apoyo de los socios para identificar zonas de atención prioritaria.

Parálisis parcial

José de Jesús Alarcón Cardoso, presidente de la Aeco, refirió que los 36 proyectos que presenta su asociación son para 33 municipios que concentran 70% de habitantes del estado, por lo que algunas de las obras oscilarían entre 10 y 200 millones de pesos.

Consideró importante que la actual administración estatal tome en cuenta a los constructores locales, ya que los siete meses transcurridos de este 2019 han sido complicados y de parálisis parcial en obra pública.

“Los municipios de la zona metropolitana se han atrasado en emitir licitaciones de proyectos, situación que preocupa porque afecta a pequeños y medianos constructores, quienes mediante sociedades concursaban por obtenerlas en años anteriores”, expuso.

“Los trabajos que se venían haciendo con los alcaldes eran obras de sustitución de la capeta asfáltica y mejoramiento de caminos, pero en la actualidad es poca la actividad; empresarios han tenido que mejor buscar oportunidades en el sector privado”, apuntó.

[email protected]