Durante el 2012, la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef) brindó atención a 20,000 personas en la delegación de Querétaro, de acuerdo con el titular del organismo, Antonio Castillo Willars.

Del total de asesorías, menos de 10% fue quejas, de las cuales, 60% se resolvió en beneficio del usuario y 40% restante en sentido negativo para el mismo.

Las quejas –dijo- tiene relación con los cargos no reconocidos, por cheques falsificados o cargos a la tarjeta de crédito, tanto en cajeros automáticos como en tiendas y que los usuarios reportaron ante la Comisión.

Mientras que las atenciones en general se refieren a proporcionar atención a la gente sobre diferentes aspectos como es el caso del buró de crédito o sobre la cuota del afore, entre otros.

Tarjetas de crédito

El delegado en el estado de la Condusef informó que a mediados del 2012 se hablaba de 340,000 contratos de tarjetas de crédito en Querétaro, cifra que se ha incrementado; sin embargo, aún no se tienen una estimación precisa.

En cuanto a tarjetas de débito a nivel nacional, existen 26 millones de tarjetas de crédito, mientras que las de débito andan cerca de los 70 millones , comentó.

En este sentido, destacó que existe una mayor participación de la gente en cuanto a la búsqueda de información para una mejor cultura financiera.

Los créditos que se ofrecen a través de las tarjetas ya no se toman con tanta facilidad como antes, ya que hoy se toman decisiones más razonadas y conscientes, lo que seguramente tienen que ver con el grado de educación , acotó Castillo Willars.

Detalló que hace cinco o seis años se llegó a tener un número mayor de tarjetas de crédito, la cantidad disminuyó 20% del 2008 al 2009, cifra que aunque se ha recuperado, muestra mayor precaución a la hora de adquirir algún plástico.

La gente está siendo mucho más precavida, además de que las instituciones financieras están poniendo más restricciones, es decir, no están dando abiertamente el crédito a todo el mundo, lo que al final de cuentas beneficia al cliente para evitarse dolores de cabeza , enfatizó.

TARJETA DE CRÉDITO

Gasto sin control

Antonio Castillo Willars comentó que al cierre del 2012, y con la dinámica de ofertas que maneja el sector comercio en el estado, los consumidores se dejan llevar por decisiones manipuladas por la mercadotecnia y por impulsos, por lo que terminan gastando más de lo que tienen.

Indicó que si bien la Condusef en Querétaro no tiene un indicador de cuánto se incrementa el uso de la tarjeta de crédito durante el cierre de año, se sabe que representa un movimiento significativamente mayor.

Muchas veces son artículos que no necesita, y que en ocasiones no tiene con qué pagarlos, y firmó con la tarjeta de crédito, por lo que la recomendación es ser consciente de que no se puede gastar por encima de lo que se tiene , comentó.

sirse.rosas@eleconomista.mx