Guadalajara, Jal. “Pemex le debe una disculpa a Jalisco”, afirmó el gobernador Enrique Alfaro Ramírez, al encabezar la ceremonia para conmemorar el aniversario 27 de las explosiones del 22 de abril de 1992 en el Sector Reforma de Guadalajara.

“Pemex le debe a nuestro estado una disculpa de inicio, y le debe, sobre todo, lo mínimo que se requiere en este tipo de asuntos que es asumir su responsabilidad” señaló.

Alfaro anticipó que una comisión especial de trabajo redactará un documento histórico dirigido al presidente Andrés Manuel López Obrador, para pedir a Petróleos Mexicanos que reconozca su responsabilidad y ofrezca una disculpa pública a Jalisco por la tragedia que hace 27 años hizo estallar 13 kilómetros de colector y causó la muerte, según la cifra oficial, de 212 personas.

“Soy un convencido de que el culpable de lo que sucedió el 22 de abril es Pemex…Aportaremos los elementos que tenemos. El presidente es un defensor de esa idea, de que los perdones históricos aunque tardíos, valen", subrayó el gobernador durante la ceremonia realizada en el jardín de San Sebastián de Analco —la zona más afectada por las explosiones—.

Enrique Alfaro indicó que las autoridades locales aportarán elementos para que la empresa, que depende del gobierno federal, se haga cargo de los daños tal como lo hacen el ayuntamiento de Guadalajara y el gobierno estatal.

Tras asegurar a los afectados de las explosiones que ya no tendrán que pelear con la autoridad para exigir los apoyos en medicinas y cirugías a los que tienen derecho, el gobernador de Jalisco anunció que el gobierno estatal aportará 500,000 pesos adicionales al Fideicomiso de Apoyo de Seguridad Social (FIASS) que fue creado para atender a los damnificados.

“¿Cómo es posible que alguien tenga que pedir al gobierno que le ayude con la silla de ruedas?, ¿cómo es posible que tengamos que estar hoy pensando en si las farmacias tienen suficientes medicamentos o no?, eso nunca va a volver a ocurrir…Aquí termina esta historia de negligencia y de irresponsabilidad”, indicó Alfaro.

Por su parte, la presidenta de la asociación civil 22 de Abril en Guadalajara, Lilia Ruíz Chávez, presentó al titular del Ejecutivo un pliego de nueve puntos entre los que destacan, la integración de los afectados que no estaban registrados en el fideicomiso y garantizar el suministro de medicamentos.