Guadalajara, Jal. El gobernador Enrique Alfaro presentó al Congreso local una iniciativa para revisar y replantear los términos de la coordinación fiscal entre el Estado y la Federación.

La iniciativa busca que Jalisco pueda celebrar, revisar o cancelar convenios fiscales cada seis años y establece que el Estado cuente con un Sistema Tributario propio encargado de que las personas físicas y morales contribuyan “proporcional y equitativamente” al gasto público.

Antes de que inicie la discusión de la iniciativa en el Congreso, previamente, se preguntará sobre el tema a los jaliscienses a través de una consulta ciudadana que el Ejecutivo estatal solicitará al Instituto Electoral y de Participación Ciudadana.

“Vamos a preguntarles si están de acuerdo en que el Ejecutivo estatal y el Congreso del Estado garanticen que en la relación fiscal con la Federación defendamos los intereses de nuestro estado. Vamos a consultarles si respaldan la idea de que, en caso de que a nuestro estado no le convengan los términos de la relación fiscal con la Federación, Jalisco se retire del pacto fiscal”, señaló Alfaro Ramírez.

A través de un mensaje en sus redes sociales, el gobernador de Jalisco destacó que la entidad aporta casi 8% del Producto Interno Bruto (PIB) y solo recibe el 0.96% del presupuesto federal, mientras que a través del IMSS, dijo, los jaliscienses reciben anualmente 10,000 millones de pesos menos de lo que aportan los patrones del estado.

Alfaro también resaltó que en 2021, el recorte presupuestal para Jalisco fue de 9,200 millones de pesos “reales” respecto al año anterior, y no hubo un sólo peso de apoyo para enfrentar la emergencia sanitaria.

“Además, dejó sin recursos a los municipios de Jalisco para atender sus necesidades más apremiantes y se cancelaron programas y proyectos fundamentales para atender temas como el desarrollo metropolitano o el fortalecimiento de las policías locales”, indicó.

“La primera conclusión es que debe quedar establecido en nuestra Constitución el procedimiento para revisar cada seis años los términos del convenio de coordinación fiscal. Jalisco no va a seguir firmando cheques en blanco, firmando un acuerdo que se revisó por última vez hace 18 años”, puntualizó.

“Queremos que el gobierno federal deje de quitarnos lo que nos corresponde. Queremos que lo que se genere en Jalisco garantice que nuestro estado cuente con los recursos para atender sus problemas y sus retos antes que para cumplir los caprichos del centro”, comentó Alfaro luego de aclarar que no se busca un rompimiento con la Federación.

El mandatario jalisciense cuestionó asimismo por qué Jalisco aporta más del 40% a su sistema de salud mientras la federación subsidia el 100% del sistema de salud de otros estados, y criticó que cada jalisciense reciba sólo 12,400 pesos del gasto federalizado cuando un habitante de la Ciudad de México recibe 19,100 pesos anuales.