Querétaro, Qro. El sector empresarial de Aguascalientes percibe un entorno de incertidumbre en la economía nacional, que ha comenzado a impactar en la operatividad de las empresas.

Liquidez limitada y rezagos en las proyecciones de ventas son los dos puntos que han impactado en las empresas, indicó el presidente de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) en Aguascalientes, Raúl González Alonso.

Explicó que si bien las empresas conservan personal han comenzado a ver mermas en otros rubros, observando rezagos en relación con lo programado en sus presupuestos anuales.

“Hay afectaciones importantes, por ejemplo, en el flujo de efectivo, la liquidez se está viendo muy comprometida al tener una actividad económica muy disminuida; también el otro tema es que la actividad empresarial está siendo muy poco socorrida en estos momentos”, añadió.

Las planeaciones de las empresas, dijo, no están efectuándose conforme a lo previsto en sus proyectos de trabajo.

De acuerdo con el presidente estatal de Coparmex, la continuidad de políticas públicas estatales, desde sexenios atrás, ha abonado a sostener niveles de crecimiento económico.

“Nos fue quizá un poco menos mal que en otros estados, creemos que hay algunas políticas públicas a nivel local que están siendo acertadas y están paleando un poquito el difícil y problemático entorno nacional que vivimos este año en el país, con un crecimiento prácticamente nulo”, agregó.

González Alonso señaló que es necesario que haya cambios en políticas públicas implementadas por la actual administración federal, con la finalidad de incentivar la actividad económica nacional y estatal.

Condiciones

Agregó que actualmente el empresariado no encuentra con condiciones de certidumbre para aterrizar proyectos de inversión, por lo que es necesario que se detone la inversión federal y se genere certidumbre para que continúe la inversión privada.

La incertidumbre que ha impactado —acotó— se aprecia desde la cancelación de la construcción del nuevo aeropuerto internacional de méxico, en Texcoco, con la reforma federal que equipara la falsificación de facturas con delincuencia organizada, así como la nueva ley nacional de extinción de dominio y la contracción en la inversión pública federal en materia de infraestructura. 

[email protected]