Monterrey, NL.  Un grupo de ciudadanos que no pudieron votar para la elección presidencial en la casilla especial, ubicada en la Central de Autobuses se manifestaron afuera de las instalaciones de la Comisión Estatal Electoral.

“Queremos votar, se acabaron las boletas en la Central de Autobuses, no hay suficientes y nosotros tenemos derecho a votar”, gritaron los manifestantes.

Los ciudadanos estaban resueltos a no irse de las instalaciones del CEE, (muy cerca de la Central de Autobuses), hasta obtener una respuesta positiva por parte de las autoridades electorales.

Funcionarios de la Comisión Estatal Electoral dialogaron con los manifestantes a quienes dijeron que la falta de boletas es competencia de la junta local del Instituto Nacional Electoral.

"Eso es del INE y no de la CEE, nosotros solo nos encargamos lo local”.

Mientras esperaban ser atendidos por autoridades del INE, les entregaron bebidas, dado el intenso calor.

Al llegar las autoridades del INE, convencieron a la multitud de acudir a las oficinas del Instituto ubicadas en el centro de Monterrey.

Sin embargo, a las cuatro de la tarde los que exigen su derecho al voto se quejan de que no han sido atendidos y acusan a las autoridades electorales de ser cómplices del PRI.