Puebla, Pue. El gobierno del estado interviene para frenar cobros excesivos de la empresa Agua de Puebla, esto tras quejas de afiliados al Consejo Coordinador Empresarial (CCE), dijo su presidente Carlos Montiel Solana.

En la reunión que sostuvieron con el Mandatario Antonio Gali Fayad para revisar algunos temas de la agenda empresarial, entre estos la seguridad, dijo que manifestaron su inconformidad por el actuar de la concesionaria del servicio, debido a que no justifica sus acciones.

Mencionó que esta molestia no sólo es de los empresarios sino también de los usuarios en general, pero que en el caso de la Iniciativa Privada se ofreció por el Ejecutivo estatal que la operadora tenga una ventanilla especial en su oficina central recaudadora para aclarar aquellos casos.

La realidad es que existen esos cobros excesivos sobre todo en el rubro de la construcción por estudios de factibilidades, de derechos y obras inducidas, abundó.

Además, dijo, lograron que la carta de no adeudo de agua por el traslado de bienes inmuebles que pide el notario público, deje de ser expedida por dicha concesionaria, ya que “de ahí se agarraba para cobrar lo que ellos creen”.

En este tenor, dijo que esa facultad queda ahora en manos del Sistema Operador de Agua Potable y Alcantarillado de Puebla (Soapap), organismo que se encarga de vigilar la operación de la concesión.

Insistió que desde el punto de vista de los usuarios la concesión no ha resuelto el problema de la calidad del servicio, pero sí ha generado cobros excesivos.

Montiel Solana dijo que no es el momento de pedir el retiro de la concesión a Agua de Puebla, porque se han tenido avances, pero que si no mejora, entonces esperará a la indicación de sus afiliados para hacer un pronunciamiento.