Puebla, Pue. Gasolineros de aproximadamente 15 estados del país enviarán una queja formal al director de Petróleos Mexicanos (Pemex), Juan José Suárez Coppel, y a su Consejo de Administración, debido a que el abasto de los combustibles tipo Magna y Premium no está garantizado para los municipios pequeños, ya que sólo reciben 60% de su capacidad.

Entre las entidades que firmarán el documento se encuentran Puebla, Tlaxcala, Hidalgo, Veracruz y Morelos.

La presidenta de la Asociación de Gasolineros Unidos de los Estados de Puebla y Tlaxcala, Luz María Jiménez, mencionó que a más tardar el 5 de noviembre mandarán la carta firmada, en la cual dejarán en claro que la distribución debe ser por igual a todas las poblaciones y no sólo para las grandes ciudades.

Comentó que, en el caso de la entidad poblana, el abasto se resolvió a medias hace un par de semanas con la entrega de 180,000 barriles de gasolina Magna. En el caso de la Premium -agregó- la reciben en forma programada con autotanques provenientes de Veracruz e Hidalgo, pero son insuficientes, ya que a diario se venden arriba de 5,000 barriles.

Los consumidores de las capitales de cada estado en la parte centro-sur no resienten la falta de combustibles, ya que la paraestatal privilegia a las grandes ciudades, mientras que en las poblaciones pequeñas son castigadas por las estaciones de manera injusta, aseveró la entrevistada.

Indicó que la situación es desesperante para sus afiliados en los municipios, ya que Pemex no les hace caso para regularizar el abasto.

ESTADOS, CON EL MISMO PROBLEMA

Bajo este contexto, advirtió que varias asociaciones de diversos estados en los que padecen el problema de abasto en sus poblaciones acordaron hacer una queja conjunta a Pemex, que en repetidas ocasiones ha asegurado que el abasto está regularizado.

La realidad es que se trata de la misma presión que Pemex ha ejercido con la reforma energética del 2008, con respecto a que un tercero les surta del combustible y les indique dónde comprarla, y con ello dejar fuera a las que hacen fletes actualmente para sus negocios , concluyó.

miguel.hernandez@eleconomista.mx