Cancún, QR. Pablo Careaga Córdova, coordinador del Tren Maya en el tramo Bacalar-Tulum del Fondo Nacional de Fomento al Turismo (Fonatur), aseguró que el proyecto integral, en su totalidad, será sometido al procedimiento de evaluación de impacto ambiental el próximo año.

Para lo anterior, Fonatur presentará la Manifestación de Impacto Ambiental (MIA) ante la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat).

La MIA será elaborada e ingresada una vez que se tengan avances significativos en el proyecto ejecutivo, es decir, en el conjunto de estudios y análisis técnicos y económicos de la vía férrea, dijo Careaga Córdova.

Una vez que la MIA sea ingresada ante la Semarnat se realizará su análisis y evaluación, y se llevará a cabo la consulta pública ambiental y las reuniones públicas de información, conforme a los máximos estándares de participación pública en la toma de decisiones ambientales. Una vez concluido el procedimiento, se determinará la autorización que corresponda.

El funcionario recordó que de 1,500 kilómetros del recorrido, 723 ya cuentan con una vía férrea en operación, los cuales abarcan desde Palenque, Chiapas, Izamal y Yucatán, cuya ruta es operada por Ferrocarril del Istmo de Tehuantepec.

Para este tramo se ha anunciado el inicio de procesos de rehabilitación y mantenimiento, que consisten en obras de drenaje, limpieza, trabajo de terracería y compactaciones, reforzamientos; es decir, obras inducidas, de las cuales una parte será realizada por Fonatur y otra será licitada.

Pablo Careaga indicó que este tipo de trabajos de rehabilitación y mantenimiento no requieren de la presentación de una MIA, de acuerdo con la legislación vigente. No obstante, añadió, en lo que corresponde al Ferrocarril del Istmo de Tehuantepec, sí debe observar lo dispuesto en el artículo 29 de la Ley General del Equilibrio Ecológico y la Protección al Ambiente (LGEEPA) en las normas oficiales en materia ambiental y en la legislación sobre recursos naturales.

“Lo anterior significa que las obras de mantenimiento y rehabilitación del tren actualmente en operación, se realizarán con plena observancia al cuidado y protección del ambiente. Lo anterior fue determinado por la Semarnat en un acto de autoridad previsto en la LGEEPA, emitido el 14 de diciembre del 2018 por la Subsecretaría de Gestión para la Protección Ambiental”, señaló.

Por partes

El coordinador puntualizó que el Tren Maya debe entenderse como un proyecto integrado por varias partes, de las cuales la única que está en condiciones de iniciar con obras físicas es la que corresponde al tramo en el que ya existe vía férrea y por tanto, agregó, no requiere de permisos de impacto ambiental.

El resto del proyecto se someterá a todas las condicionantes y leyes vigentes en materia ambiental y no iniciarán obra física hasta que se haya cumplido con toda la normativa, insistió.

En ese sentido, los estados en los que las obras de la vía están en condiciones de iniciar desde esta misma semana se ubican en Chiapas, Tabasco, Campeche y Yucatán.

Hasta el 2020 comenzará a construirse el ramal que correrá desde Escárcega hasta Cancún, recorriendo de sur a norte todo el estado de Quintana Roo, que es el único territorio donde no existe vía férrea.

CCE busca agilizar traslado de Sectur

Cancún, QR. El Consejo Coordinador Empresarial (CCE) del sur del estado envió una propuesta al titular de la Secretaría de Turismo federal (Sectur), Miguel Torruco Marqués, para instalar una mesa de seguimiento al plan de descentralización y así agilizar la construcción de la infraestructura que se requiera para que la dependencia se instale en Chetumal.

Eloy Quintal Jiménez, presidente del CCE en Chetumal, dijo que esta propuesta es derivada de las declaraciones recientes del titular de Sectur, en cuanto a que el traslado de la secretaría llevará tiempo y será gradual, dada la falta de infraestructura para albergar a esta dependencia.

“Le manifestamos a Torruco que celebramos que este programa de descentralización tenga en su lista de ciudades beneficiadas a Chetumal, pues abonaría a fortalecer nuestra posición estratégica ante el país y el mundo”, acotó.

“Estamos dispuestos a participar conjuntamente con los tres órdenes de gobierno para lograrlo; con un análisis financiero de las necesidades podemos como Iniciativa Privada coadyuvar en este proyecto. Los chetumaleños esperamos que desde la capital Quintana Roo se puedan tratar los más importantes proyectos en materia turística de México”, refirió el dirigente empresarial.

Durante la ceremonia maya realizada el domingo pasado en Tulum para la construcción del Tren Maya, Arturo Abreu Marín, coordinador de programas de desarrollo social del gobierno federal en Quintana Roo, reconoció que no hay fecha para el traslado de Sectur a Chetumal, específicamente por la falta de espacios de vivienda para los trabajadores de la dependencia, además de la falta de acuerdos entre los mismos empleados para cambiar su lugar de residencia.

Tras confirmarse que la propuesta de zona libre no está incluida en el paquete fiscal 2019 que envió el presidente Andrés Manuel López Obrador al Congreso de la Unión, Quintal Jiménez puntualizó que el sur del estado necesita estímulos para la diversificación económica que se avecina con los diferentes proyectos que llegarían a la entidad.