La senadora panista, Minerva Hernández Ramos, dijo que es necesario realizar una Convención Nacional Hacendaria porque los datos registrados en la última década demuestran que los ingresos de las entidades federativas dependen en más de 80% de las transferencias federales, es decir, gasto programable y participaciones.

"Dado que en los hechos no hay incentivos para que (las entidades) generen ingresos propios. Esto genera un gran problema en contextos como el actual, que derivado de la pandemia se ha estimado que el gasto federalizado disminuirá casi en 9% por el descenso en la recaudación federal participable, derivado de una menor recaudación de impuestos", indicó en su participación en el III Congreso Nacional Virtual de Thomson Reuters.

En este sentido, ahondó, esto implica menores recursos para la asistencia social, infraestructura, educación, salud y seguridad pública.

La también integrante de la Comisión de Hacienda y Crédito Público del Senado agregó que la recaudación subnacional es de 0.7% del Producto Interno Bruto (PIB) y por tanto, se está debajo por cuatro puntos porcentuales del promedio de América Latina y el Caribe.

De tal manera que, en los últimos 10 años, los ingresos que recaudan los estados son en promedio 4% de sus ingresos totales, reiteró.

"Tomemos como ejemplo el Predial, de nuevo en proyección de 10 años, veremos que apenas representa 6.3% de los ingresos municipales. Si sumamos todo lo que se recauda de Predial en México y lo comparamos con el PIB, tan sólo es de 0.15%; cuando en América Latina es de 0.4%", declaró.

De acuerdo con el Centro de Investigación Económica y Presupuestaria (CIEP), para que las entidades federativas pudieran obtener más de 65,000 millones de pesos adicionales podrían "explotar el potencial recaudatorio" de la Tenencia y por consiguiente, compensaría la caída de las participaciones federales.

Reforma fiscal, inminente

Hernández Ramos reveló que en noviembre del año pasado, la Comisión de Hacienda de la cámara alta se reunió con representantes de la OCDE en México, a fin de platicar sobre las recomendaciones del organismo y así mejorar la recaudación de los ingresos y la progresividad tributaria.

"Se compartió la necesidad de aumentar el impuesto Predial y puntualiza la importancia de reducir las exenciones y subsidios en Tenencia, así como de elevar la eficiencia de la recaudación del Impuesto sobre Nóminas. En el primer caso se obtendrían 55,000 millones de pesos, 9,000 millones por Tenencia y 32,000 millones por Impuesto sobre Nóminas", aseguró.

Además, si suman los otros conceptos que sí están relacionados con la estructura impositiva federal (como las reducciones a las exenciones del Impuesto sobre la Renta corporativo, las personas físicas y ampliar la base del Impuesto al Valor Agregado, de acuerdo con la OCDE), el resultado sería equivalente a 2.8% del PIB.

estados@eleconomista.mx