Cancún, QRoo. El Gobierno de Quintana Roo, a través de la Agencia de Proyectos Estratégicos, recuperó con el apoyo de la Policía estatal las llamadas Villas Juveniles del Consejo Nacional de Recursos para la Atención de la Juventud (CREA) en la zona hotelera de Cancún.

Los terrenos forman parte de las ventas ilegales del patrimonio estatal que se operaron desde los gobiernos de Roberto Borge Angulo y su antecesor Félix González Canto.

Estos terrenos fueron vendidos a la firma Caveri Servicios Inmobiliarios en menos de la quinta parte de su valor comercial, sin mediar licitación alguna.

Mientras el valor comercial ronda en 4,000 dólares por metro cuadrado, el predio, que en su totalidad consta de 10,000 metros cuadrados, fue vendido por 39 millones de pesos, informó el gobierno del estado.

Las Villas juveniles del CREA están conformadas por tres predios: el ubicado en la Supermanzana 00C, Manzana 29, Lote D-03, de la Reserva Territorial del Instituto del Patrimonio Inmobiliario de la Administración Pública del Estado de Quintana Roo (IPAE), de la localidad de Cancún, municipio de Benito Juárez, con una superficie de 1,990.7 metros cuadrados.

El segundo lote está ubicado en la Supermanzana 00C, Manzana 29, Lote D-04, de la Reserva Territorial del IPAE, de la localidad de Cancún, municipio de Benito Juárez, con una superficie de 3,905.2 metros cuadrados y registrado con el número de expediente 104/2018, radicado en el Juzgado Primero Civil de Primera Instancia del Distrito Judicial de Cancún, Quintana Roo.

Finalmente, el predio ubicado en la Supermanzana 00C, Manzana 29, Lote 1-02, de la Reserva Territorial del IPAE en la Ciudad de Cancún, municipio de Benito Juárez, con una superficie: 5,255.9 metros cuadrados, registrado con el número de expediente 106/2018 y radicado en el Juzgado Primero Civil de Primera Instancia del Distrito Judicial de Cancún, Quintana Roo.

Las irregularidades radican no sólo en la adjudicación directa de un predio público a una entidad particular, sino que a través de una rectificación de medidas y colindancias se incrementó la superficie de los terrenos a favor de Caveri Servicios Inmobiliarios, cuando el hoy extinto Instituto del Patrimonio Inmobiliario de la Administración Pública del Estado de Quintana Roo le vendió los terrenos.

El incremento de la superficie de los terrenos fue avalado por el notario público José Antonio Arjona Iglesia y el entonces director de Catastro del ayuntamiento de Benito Juárez, Heyden Cebada Ramírez.

Afectaciones

La Marina Chac Chi resultó afectada por el aumento de la superficie, pues aunque la enajenación del predio se hizo en el 2011, no fue sino entre abril y junio del 2016 que trabajadores de la empresa Caveri se presentaron para reclamar los predios, ocupados en concesión por los cooperativistas desde el 2001.

Gaspar Paredes Cardeña, presidente de la cooperativa Chac Chi, aseguró que representantes de la firma se presentaron a partir del 2016 para exhibir la escritura emitida por el Registro Público de la Propiedad a nombre de Caveri Servicios Inmobiliarios.

El caso de la Marina Chac Chi se encuentra ya en la vía del amparo ante la instancia judicial correspondiente, en espera de que la autoridad desahogue las pruebas que en su momento no fueron valoradas por el magistrado Ángel Ysidro Quintal Quintal.

[email protected]