Monterrey, NL. Los presidentes del Consejo Coordinador Empresarial, Carlos Salazar Lomelín y de la Cámara Nacional de Comercio Servicios y Turismo (Canaco Monterrey) Gabriel Chapa Muñoz, propusieron realizar una Convención Fiscal, para lograr que Nuevo León reciba más recursos de la Federación.

“No es posible que en Nuevo León se nos trate así (de manera inequitativa), habremos de proponer una Convención Fiscal, para exigir una mayor cantidad de recursos, en esto no está solo Gobernador”, comentó Carlos Salazar Lomelín, en el marco de la 135 Asamblea General Ordinaria de Canaco Monterrey, donde fue elegido como presidente Gabriel Chapa.

Destacó que los regiomontanos quieren prosperidad y ofrecen esa fuerza y capacidad para emprender, “somos y podemos ser un ejemplo; los regiomontanos lo podemos hacer, pedir mejor tratamiento en todos sentidos”.

Aseguró que Nuevo León representa una magnífica inversión para la Federación, puesto que lo que se invierta, dará mejores resultados y se generarán más impuestos.

Por su parte, Gabriel Chapa, dijo: “en el ámbito estatal hemos recibido maltrato fiscal por parte de la federación, no pretendemos quedarnos con impuestos federales, queremos aspirar a que retornen, lo que genera el estado”.

Puso el ejemplo del trato diferenciado de la Federación, que invirtió 104,000 millones de pesos para la construcción del tren México-Toluca, y 50,000 millones para la línea 3 del tren ligero de Guadalajara, Jalisco.

En cambio, el gobierno federal ha aportado sólo 2,840 millones de pesos para la construcción de la línea 3 de Metrorrey, “es un trato inequitativo, coincidimos (con CCE) en empujar un nuevo pacto fiscal, con un trato más justo para Nuevo León”, recalcó el dirigente.