Monterrey, NL. El gobierno de Nuevo León se ajustará el cinturón al eliminar aviadores, congelar plazas vacantes, cancelar nivelaciones y aumentos de sueldo, y restringir pago de horas extras, uso de jornadas ampliadas, entre otras acciones, logrando reducir el gasto en 3,608 millones de pesos, afirmó el gobernador, Jaime Rodríguez.

La administración reducirá en 20% la nómina de un total de 83,524 empleados, es decir serían alrededor de 16,000 plazas, aunque el gobierno detalla en su propuesta que son 1,300 trabajadores; además de eliminar por completo todos los puestos ocupados por aviadores, así como las vacantes, para lograr un ahorro de 569 millones de pesos.

Sin embargo, esta reducción no contempla al magisterio estatal ni a los cuerpos de seguridad.

Agregó que se eliminará el pago de horas extras y los aumentos de sueldo en proceso quedarán suspendidos hasta nuevo aviso.

Además, el uso de vehículos será limitado para reducir los gastos de mantenimiento y arrendamiento además de los conceptos de consultorías, congresos y donativos, aunque aclaró que las áreas de seguridad y salud no serán afectadas por los recortes.

A su vez, los organismos descentralizados tendrán una reducción del gasto de 25%, con lo que se alcanzará un ahorro de 390 millones de pesos.

Primeros ajustes para el próximo año

Por otra parte, se dejará de gastar 748 millones de pesos de gasto operativo con la eliminación de pagos de telefonía celular, comidas en restaurantes y gastos de representación.

Vamos a tomar decisiones duras, estrictas; no tenemos dinero para la televisión ni para los medios de comunicación, no tenemos un solo peso , afirmó El Bronco, por tanto, habrá un ahorro de 1,131 millones.

En la revisión de los espacios físicos se tuvo un ahorro en arrendamiento de inmuebles de 15 millones de pesos y de 30 millones en arrendamiento de aeronaves.

Jaime Rodríguez enfatizó que no se autorizarán nuevas inversiones en 2016, excepto aquéllas que cuenten con recursos federales y/o del sector privado. El plan de ahorro en este rubro es de 770 millones de pesos.

Por ejemplo, el mandatario dijo que se dará prioridad a la obra pública en el sur y el norte del estado, con recursos federales o del sector privado.

Por otra parte, en el tema del programa anual de adquisiciones, recalcó que celebrarán convenios con proveedores y contratistas, para depurar los saldos y verificar la viabilidad de los pagos.

[email protected]