En el 2012 inyectarán al agro de Nuevo León poco más de 1,384 millones de pesos para continuar con la reparación de los daños provocados por la sequía.

Entre los programas diseñados para atender la emergencia se encuentran repoblar los ranchos con la adquisición de cabezas de ganado, intensificar el programa de alimentos, la construcción de pequeñas presas de agua para los sistemas de riego y también para saciar la sed del ganado, afirmó German Mendoza Palomo.

El director de la Corporación para el Desarrollo Agropecuario de Nuevo León destacó que pese a la sequía en la entidad se esperan cosechas importantes. Comentó que a través de los tecnoparques hortícolas -ubicados en los municipios de Arramberri y Galeana- estiman una producción de 18,000 toneladas de productos, entre ellos sandía y tomate.

Incluso el estado acaba de ser reconocido con el Premio de Innovación para la Productividad Agropecuaria por los resultados del Tecno Parque Hortícola de Nuevo León, que cada año produce 9,000 toneladas de sandía, con una derrama de 63 millones de pesos.

La inversión correrá a cargo de los gobiernos federal y estatal en la mayor parte. El resto estará a cargo de los productores del estado.

atorres@eleconomista.com.mx