El municipio de Querétaro obtuvo 53.9 puntos de 100 posibles en el Índice de Herramientas Electrónicas de Gobiernos Locales elaborado por el Instituto Mexicano para la Competitividad (Imco); sin embargo, se posicionó en el ranking en el lugar 11 de 54 evaluados.

El objetivo del estudio, detalla el Imco, es evaluar el uso que le dan los gobiernos locales de México a los portales electrónicos para facilitar la actividad empresarial.

Se evaluaron 48 indicadores con valores en 0 (sin contenido o desactualizado), 50 (contenido incompleto o disfuncional) o 100 (contenido completo y funcional) , refiere el documento.

En promedio, los municipios obtuvieron 42.7% del total de criterios (48 indicadores, divididos en cuatro secciones: información, interacción, transacción y experiencia del usuario); es decir, 39 de 54 gobiernos locales reprobaron.

Los municipios mejor calificados fueron Mérida; Colima; Hermosillo; Zapopan; Aguascalientes y Celaya. Mérida obtuvo 80.7 puntos.

En tanto, los que obtuvieron menos de 30 puntos fueron Oaxaca; Gustavo A. Madero; Reynosa; Nezahualcóyotl; Cuautitlán Izcalli; Chimalhuacán y Matamoros.

En general, los resultados muestran grandes áreas de oportunidad para impulsar un gobierno electrónico que facilite la actividad empresarial a nivel local , refiere el estudio.

Advierte que los municipios y delegaciones se encuentran ante la paradoja de ser el nivel de gobierno que cuenta con menores capacidades operativas y presupuestales y, al mismo tiempo, contar con el mayor número de facultades regulatorias para incidir en el quehacer de los empresarios.

Los 45 municipios y nueve delegaciones seleccionadas por el Imco concentran 49% del Producto Interno Bruto del país, 39% de la población y 65% de la inversión extranjera directa entre el 2010 y el 2012.

Debilidad latente

De cuatro secciones valoradas, Querétaro brilló únicamente en una, en el resto obtuvo menos de 57 puntos.

A diferencia del resto, la capital pasó en primer lugar en la sección de información, con 93.75 puntos. Ésta considera la presencia que tiene el gobierno en Internet a través de la divulgación de sus sitios web o portales.

Dicha etapa implica informar sobre los requisitos de un trámite o licencias de funcionamiento que se han otorgado durante la administración.

En interacción (que califica la existencia de herramientas en línea que permitan acciones como reportar a funcionarios o solicitar servicios; obtener información específica por giro; revisar el estatus de trámites y licencias; hacer consultas sobre los resultados de las inspecciones y su proceso, y consultar mapas de uso de suelo) la nota fue de 38.46; en la sección de transacción, que estudia en qué medida los portales electrónicos permiten a los usuarios llevar a cabo en línea una serie de trámites vitales para la operación de un negocio, la calificación fue de 56.25 puntos. Finalmente, en experiencia del usuario, obtuvo la calificación más baja, de 27.27. Éste engloba los factores de funcionalidad y diseño de la página web.

Juan Pardinas, director general del Imco, expuso que estas herramientas abonan a dar certidumbre a los inversionistas, a disminuir la percepción de corrupción y arroja mejoras en la gobernabilidad, y que al aplicarlas facilitan la transparencia.