Aunque el número de personas consideradas dentro de los niveles de pobreza y pobreza extrema disminuyó en el 2012, la cantidad de gente vulnerable por carencias sociales se incrementó en Querétaro, de acuerdo con datos del Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval).

La información indica que de contar con 767,000 personas dentro de los niveles de pobreza (41.4% de la población estatal) en el 2010, se pasó a 707,400 personas en el 2012; mientras que en pobreza extrema, hace dos años había 137,500 personas en esta condición y al cierre del 2012 se contabilizó a 98,700 personas (5.2% de la población total).

Contrario a esto, los datos del informe de medición de pobreza en el país indican que en el 2010 se registraron 587,900 personas con al menos una carencia social, mientras que en el 2012 la cifra aumentó a 625,400 personas.

El Coneval define a este sector como aquella población que presenta una o más carencias sociales, pero cuyo ingreso es superior a la línea de bienestar . Dentro de las carencias sociales se encuentran seis indicadores: rezago educativo, acceso a servicios de salud, acceso a la seguridad social, calidad y espacios de la vivienda, servicios básicos en la vivienda y acceso a la alimentación.

En el caso de Querétaro, detalla el informe, en la calidad y espacios de la vivienda, el número de personas que habitan en casas con piso de tierra se incrementó 1.6% del total de la población en el 2010 a 2.6% en el 2012; un total de 49,000 personas.

En el rubro de personas que no cuentan con electricidad se ubican 17,700 personas; mientras que sin drenaje, 115,000, y sin acceso a agua potable se registraron 82,000 habitantes.

SOLUCIONES

La administración estatal se trazó la meta de dotar de agua, luz y piso firme a la población queretana mediante el programa social Soluciones.

De acuerdo con el coordinador del mismo, Fausto Foyo Retana, para lograr la meta es necesaria una inversión de 2,000 millones de pesos.

Recordó que es en el municipio de Querétaro donde hay más gente en esta situación, derivado del número de habitantes. Destacó que dotar de agua potable a la capital es más complejo, derivado de los casi 825 asentamientos irregulares que existen.

[email protected]