Tijuana, BC. El sector inmobiliario de costa Tijuana-Ensenada ha registrado un incremento en ventas de 20% a 25% en promedio en lo que va del 2011, aunque los proyectos de construcción continúan detenidos desde el 2008 que pegó la crisis, tanto de inseguridad como económica.

Así lo manifestó Alfredo de la Lama Paullada, vocero de la Asociación de Profesionales Inmobiliarios de Tijuana, quien subrayó que los bienes raíces se han enfocado en el mercado nacional y ya no tanto en el extranjero, a pesar de que en un inicio las propiedades se dirigían a ese sector.

Sí ha mejorado la venta en la costa, pero con mexicanos. Hay que recordar que en el 2008 y el 2009 las ventas cayeron entre 80% y 90%, porque el extranjero ya no viene , indicó.

A raíz de los problemas de inseguridad en Baja California que se recrudecieron en el 2008, el gobierno estadounidense emitió varias alertas de no visitar la entidad, lo que sumado a la crisis económica de dicho año terminó por ahuyentar al mercado potencial de compradores.

De acuerdo con estadísticas de Bustamante RealtyGroup, en el 2010 se contaba con 64 proyectos inmobiliarios a lo largo del Corredor Comercial Tijuana-Rosarito-Ensenada, equivalentes a 9,076 condominios.

De esos 64 proyectos, 32 están hibernando y los otros 32 se mantienen activos. Ahora, 56.25% de los desarrollos se terminó, mientras que 17.18% se quedó en obra negra y 26.56% en la cimentación. La inversión en los 64 proyectos se estima en 4,000 millones de dólares.

SE ROMPE BURBUJA

La burbuja inmobiliaria se rompió por las crisis y los precios de las propiedades se devaluaron considerablemente, lo que volvió al sector más accesible al mercado nacional, explicó Víctor Loza, presidente del Consejo Estatal de Profesionales Inmobiliarios de Baja California (CEPIBC).

Antes, comprar una propiedad en la playa para una persona nacional era casi imposible, debido a los precios, pero luego de la crisis, a partir del 2009 y el 2010 empezaron a decaer los precios hasta 60% , manifestó.

UN EJEMPLO

Un ejemplo de ello es una casa en la playa en Rosarito, que en junio del año pasado costaba 490,000 dólares. Hace cuatro meses se vendió en 190,000 dólares .

El desarrollo inmobiliario en la costa decayó también por la falta de dimensión, consideró Eduardo Quiroz Tejeda, coordinador regional de la Asociación Mexicana de Profesionales Inmobiliarios, y a que no se corrigieron errores en el sector.

Fue la falta de estudio, de realmente saber qué capacidad de absorción tenía el turismo y visualizar qué tanta vida iba a tener ese brote económico que hizo que todo se viera de manera mayúscula y, realmente, estábamos en una burbuja , afirmó.

Roberto de Anda González, presidente de la Cámara Nacional de la Industria de Desarrollo y Promoción de Vivienda (Canadevi) en Tijuana agregó que el movimiento en la costa sí ha tenido incremento, pero no así de nuevos desarrollos.

Hay índices de recuperación, nosotros en lo particular tenemos crecimientos de 3% a 4% comparado con el año anterior. No es tan disparado como la vivienda social, pero sí se ve que hay movimiento, sobre todo el inventario de vivienda que se quedó ahí , explicó.

Y es que la construcción de nuevos desarrollos no ha despegado, ni tampoco el que se retomen proyectos inconclusos, toda vez que los inmobiliarios se concentran en estos momentos en ofertar lo que ya está hecho y en particular a compradores nacionales.

EN NÚMEROS

Situación en la zona fronteriza

64 proyectos se realizaron en la zona costera de BC.

32 están hibernando y 32 se mantienen activos.

56.25% de los desarrollos fueron terminados.

17.18% quedó en obra negra

26.56% sólo fue construida la cimentación.

US4,000 millones se calcula que se invirtió en ese nicho.

[email protected]