Por falta de pagos, dos constructoras asociadas a la Cámara Mexicana de la Industria de la Construcción (CMIC) Querétaro procedieron legalmente contra el municipio de Colón, para que les paguen cerca de 3 millones de pesos, reconoció Alejandra Vega Reyes, presidenta del Comité Directivo en Querétaro.

Comentó que se trata del único municipio del que los socios han realizado algún observación o comentario, mientras que en el resto de los ayuntamientos se ha avanzado en los procesos de pago, aunque en algunos casos éste se detuvo por falta de documentación, tanto de la dependencia como del constructor.

Es en el municipio de Colón donde todavía no se cierran por completo los adeudos, con algunos de los constructores se ha trabajado para que les paguen, otros han preferido la vía legal y han demandado al municipio para que se haga el pago , comentó.

Desde julio, la CMIC denunció que tras el cambio de administración existía un adeudo por casi 10 millones de pesos a miembros de la Cámara, motivo por el que se inició una serie de negociaciones con el municipio para conseguir mutuo acuerdo, ya que este problema les fue heredado.

Todos los adeudos que existen son de la administración pasada. En esta nueva administración de los nuevos contratos que han salido no tengo ningún reporte de algún problema. De cualquier forma, a nosotros no nos debe una persona o un presidente municipal, nos debe el municipio; ésa es la cuestión por la que tratamos de sensibilizar a las autoridades , expresó la líder de los constructores.

Relación intacta

La situación que actualmente se vive, explicó, no resulta un impedimento para que los constructores queretanos socios de la CMIC, se acerquen a buscar contratos para realizar obra pública con el municipio encabezado por Alejandro Ochoa Valencia.

La presidenta de la Cámara precisó que se trata de seis miembros de cámara que trabajaron con el municipio de Colón los que se encuentran en situación de impago para cubrir el monto total de la obra, pero solamente dos de ellos determinaron recurrir a la vía legal para garantizar el pago de los 3 millones de pesos.

El resto de los constructores miembros de la cámara en Querétaro, externó Vega Reyes, han recibido pagos parciales o se encuentran en pláticas para asegurar el finiquito de este adeudo, situación que espera pueda ser resuelta para el 2017.