Los comerciantes de la Ciudad de México advirtieron que será difícil incrementar sólo 1% los precios de los productos y servicios, por lo que prevén elevarlos entre 3 y 10%, derivado del alza de los combustibles y la depreciación del peso frente al dólar, que ha agudizado en los últimos días.

Humberto Lozano Avilés, presidente de la Cámara de Comercio, Servicios y Turismo (Canaco) Ciudad de México, señaló que existe el compromiso con el gobierno federal de no aumentar indiscriminadamente los precios, pero con el techo de 1% que argumenta la Secretaría de Economía, no hay manera de sostener .

Aclaró que están de acuerdo con el pacto económico del gobierno federal; sin embargo, el aumento promedio de 20% al costo de combustible, de 16% de la luz, más la paridad cambiaria que elevó el dólar a 22 pesos, y los próximos incrementos en la gasolina reduce el espacio para que los comerciantes contengan esas alzas.

No será un incremento elevado, estimamos que sea de entre 3 y 10%, y la competencia será la balanza de los precios. Ya no podemos tampoco manejar los mismos costos de las grandes tiendas , explicó Lozano Avilés.

En conferencia de prensa, el líder empresarial local informó que este año se espera una menor venta en comercio, con un crecimiento anual de 4.3%, porcentaje inferior respecto de los tres años anteriores.

Dijo que los precios suben más que las ventas y habrá decremento en bienes y servicios. Habrá desaceleración en la Ciudad de México .

Por supuesto que estamos dejando claro que la Iniciativa Privada no es la que provocó el gasolinazo, no somos nosotros los que realizaremos por iniciativa propia un incremento en los precios, es provocado por todos estos aumentos. No estamos conformes con las explicaciones de los secretarios de Hacienda y Economía, pero nos sumamos en un acto de pacto nacional , detalló el presidente.

Nuevo pacto capitalino

Ante la inminente desaceleración económica que se sentirá en breve en la Ciudad de México por el gasolinazo y alzas de impuestos locales, en unos días empresarios y autoridades del gobierno de la capital firmarán un pacto económico similar al que se hizo a nivel federal, con la intención de revertir los recientes aumentos en bienes y servicios con la premisa de promover el empleo.

El presidente de la Cámara de Comercio dijo que ante la previsión de una complicada cuesta de enero, desde hace días elaboran un plan que hará frente al decremento en la venta de bienes y servicios, ya que los precios subirán más que su comercialización.

El acuerdo se ha estudiado detenidamente y sí se sumará la Confederación Patronal de la República Mexicana en la capital, la Cámara Nacional de la Industria de Restaurantes y Alimentos Condimentados y en total 15 organizaciones empresariales.

lgonzalez@eleconomista.com.mx