Querétaro, Qro. La entrada en vigor de nuevas restricciones en aforos y horarios, aunque implicará un impacto para el sector comercio, las afectaciones serán menores, debido a que podrán seguir en funciones, expuso el presidente de la Cámara Nacional del Comercio, Servicios y Turismo (Canaco Servytur) en Querétaro, Carlos Habacuc Ruiz Uvalle.

Detalló que el comercio local se encuentra dispuesto a acatar las medidas recientemente anunciadas, debido a que de momento no implican regresar al confinamiento, lo que sí representaría severas afectaciones.

“Nosotros estamos muy tranquilos en el sentido de que estamos trabajando, las expectativas serán complicadas, teníamos el antecedente de otros estados que habían sido muy tajantes. Se está haciendo un ajuste gradual, el comercio está dispuesto a hacerlo, han sido ajustes que irán siendo monitoreados, con estos ajustes esperamos tener controlados los porcentajes de contagios y ocupación hospitalaria. Y a la vez no ahorcar en el tema económico para todo el comercio en general”, pronunció.

El empresario explicó que arrancar diciembre con las unidades económicas aún abiertas es positivo, en vísperas de la recuperación económica que proyectan al cierre de año, por ser las fiestas decembrinas, una de las temporadas con mayor consumo.

Ante la alerta en la que se encuentra el estado, por el constante aumento en casos activos y frente a las disposiciones recientes, el presidente de Canaco Servytur refirió que se mantendrán los mismos protocolos sanitarios que ya implementan los comercios y que consisten principalmente en el uso obligatorio de cubrebocas y mantener sana distancia.

“Aprovechar diciembre, que por tradición es uno de los meses importantes de reactivación económica y que tanto se necesita. Lo que tratamos de hacer es no bajar la guardia, siguen los mismos protocolos, sana distancia, uso de cubrebocas, los cambios solamente serán en aforo y en horario”, puntualizó.

A partir de este 28 de noviembre entraron en vigor las nuevas disposiciones anunciadas por autoridades estatales, que estarán vigentes por las próximas dos semanas. Con ellas, se busca reducir el número de contagios y se desahogan los servicios de salud en ese lapso.

Ante las nuevas limitaciones, bares cerrarán sus puertas al menos por los próximos 15 días, hasta que haya mejores condiciones de apertura, expuso el presidente de la Asociación de Empresarios y Trabajadores de Discotecas, Bares y Entretenimiento de Querétaro, Emilio Lugo.

Entre los 100 bares asociados, 90% cerrará sus puertas, mientras que las cantinas sí continuarán funcionando.

estados@eleconomista.mx