Plan de intervención. El gobierno federal reconoció que la estrategia de seguridad para combatir el robo de combustibles en el país ha tenido efectos en la falta de abasto a gasolinerías en zonas con el mayor índice de huachicol; la normalización del suministro en las entidades es lenta.

Cubren sólo 40% de la demanda en Guadalajara

Guadalajara, Jal. El desabasto de gasolina en la zona metropolitana de Guadalajara es de 60% de los requerimientos diarios, lo que equivale a 6 millones de litros por día y se prevé que el suministro se regularice en los próximos cuatro o cinco días, informó el coordinador estratégico de Crecimiento y Desarrollo Económico del gobierno estatal, Alejandro Guzmán Larralde.

Indicó que tras el cierre del poliducto Salamanca-Guadalajara, que surte las dos terminales de abastecimiento ubicadas en los municipios de Zapopan y El Salto en el área metropolitana, únicamente se está abasteciendo 40% de los requerimientos de hidrocarburo, mientras a nivel estatal sólo se abastece 60% de la demanda diaria.

En el área metropolitana, la zona más afectada es el centro y poniente de la ciudad, principalmente Zapopan.

Guzmán Larralde destacó que para abastecer 100% de la demanda de combustible en la zona metropolitana de Guadalajara (10 millones de litros por día), se requieren 150 autotanques con capacidad de 60,000 litros cada uno, de los cuales sólo hay 75 abasteciendo.

“Esto nos indica que fue una irresponsabilidad haber ordenado el cierre del ducto sin haber tenido todos los autotanques que se requerían para abastecer el área metropolitana de Guadalajara”, afirmó.

De acuerdo con información del director de Logística de Petróleos Mexicanos (Pemex), Javier González, “el poliducto se cerró debido a las picaduras de los huachicoleros. Este ducto tiene una capacidad para abastecer 80,000 barriles diarios. También nos informan que la refinería de Salamanca ha tenido algunos problemas operativos de forma intermitente, pero sí tiene inventario”.

Añadió que aun cuando Pemex está enviando autotanques desde Manzanillo y Mazatlán, la medida sólo alcanza para cubrir una parte de la demanda.

Alejandro Guzmán urgió a Pemex “que reabran el ducto de Salamanca a El Salto, al menos dos o tres días en lo que consiguen autotanques”.

Debido a que la medida tiene como objetivo detener la ordeña de combustible a través del ducto, el gobierno de Jalisco se indicó dispuesto a apoyar con elementos de la policía estatal en ciertos puntos a fin de acelerar el reabastecimiento.

Por su parte, el coordinador del gabinete de seguridad Macedonio Tamez expuso que, pese a la falta de combustible, el patrullaje en la ciudad y el estado no se ha visto afectado y descartó que se haya presentado robo de combustible.

El alcalde de Zapopan, Pablo Lemus Navarro, informó que el patrullaje en el municipio se realiza de manera normal, luego de que el pasado viernes reportó que 50% de los vehículos de seguridad permaneció detenido por falta de combustible.

Señaló que el municipio implementó un operativo especial de seguridad en las gasolineras donde se han presentado conatos de riña entre automovilistas y entre éstos y los despachadores.

El Ministerio Público Federal en Jalisco informó que integra tres carpetas de investigación contra quien o quienes resulten responsables por el delito de sustracción ilícita de hidrocarburo, tras el hallazgo de 14 tomas clandestinas del combustible.

Puntualizó que, según las carpetas de investigación, elementos de seguridad física de Pemex hicieron al representante social federal del conocimiento de la existencia de 14 tomas clandestinas, localizadas en los municipios de Tlajomulco de Zúñiga, Zapotlanejo y El Arenal.

Desplegado

Como parte de la estrategia nacional contra los huachicoleros, el Ejército y la Marina tomaron el control de la seguridad en las refinerías de Salamanca, Ciudad Madero, Minatitlán, Tula, Salina Cruz y Cadereyta.

Además de terminales de almacenamiento y distribución de Pemex —Tuxpan, Lerma, Rosarito, Guaymas, Mazatlán, Manzanillo, El Salto, Lázaro Cárdenas, entre otras—, con un desplegado de 4,000 fuerzas federales. (Con información de Patricia Romo)

Fuerzas federales controlan refinerías

Elementos castrenses tomaron el control este lunes de diversas instalaciones de Petróleos Mexicanos (Pemex), como parte de la nueva estrategia contra el robo de hidrocarburos implementada por el gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador.

Desde temprana hora, soldados y marinos tomaron el control del acceso a la refinería de Salamanca en Guanajuato, así como de las otras seis refinerías del país y de terminales de distribución de la petrolera nacional.

Los elementos militares revisan la entrada y desplazamiento del personal al interior de las instalaciones.

El operativo incluye la utilización y despliegue de aproximadamente 4,000 elementos de la milicia mexicana.

López Obrador ha señalado que el robo de combustibles en el país, que se estima genera pérdidas anuales de 30,000 millones de pesos al erario público, es orquestado desde el interior de Pemex, por lo que uno de los ejes de la nueva estrategia es analizar el funcionamiento y desempeño de los empleados.

No obstante, Pemex ha señalado que el aumento en el robo de hidrocarburos se debe a la ampliación de las operaciones del crimen organizado.

En estos días, se ha suscitado un desabasto en al menos seis entidades del país. (Redacción)

Prometen envío diario de 12,000 barriles a Qro

Querétaro, Qro. Petróleos Mexicanos (Pemex) se comprometió a suministrar entre 10,000 y 12,000 barriles de combustible diariamente en Querétaro, a partir de ayer.

El secretario de Gobierno del estado, Juan Martín Granados Torres, comunicó que la paraestatal informó que el abasto podría regularizarse durante la presente semana.

El centro de distribución de Pemex en el estado contaba con 4,700 barriles listos para descargar y distribuir en estaciones de servicio durante el primer día de la semana; en tanto que también se tenía programado que 12,600 barriles se dirigirían hacia la entidad.

Granados Torres comentó que ha estado en comunicación con el subdirector de Almacenamiento y Despacho de Pemex, Josafat Muñoz, quien le anunció que no se prevé que la escasez incremente, sino que se regularice.

“A partir de la llegada diaria de más de 10,000 barriles se hará el reparto en las gasolineras, obviamente esto va implicar que no todas tengan la disposición acostumbrada de combustible, pero no significa que no habrá combustible. La escasez no se incrementará, por el contrario, se regularizará en los próximos días, y me habla incluso de la presente semana para que esté perfectamente regularizado y normalizado el servicio de venta en todas las estaciones de gasolineras que tenemos en el estado”, declaró.

De acuerdo con registros de Pemex —expuso el secretario estatal— el domingo se vendieron 60,000 barriles en estaciones de suministro, sin embargo, el combustible no se alcanzó a distribuir en la totalidad de estaciones.

A través de un censo directo, realizado por el gobierno del estado, se contabilizó que por cada cuatro estaciones de servicio en una se presentaba desabasto, no se contaba con producto a la venta o estaba cerrada.

Sin embargo, reconoció que empresarios del sector contabilizan un número mayor, que ha llegado a casi 100 gasolineras sin abasto.

El gerente de la Unión de Estaciones de Servicio de Querétaro, Enrique Arroyo Enzastiga, informó que en la entidad se tienen contabilizadas 296 estaciones, de las cuales —hasta el domingo pasado— se enumeraban cerca de 90 que no estaban prestando servicio por el desabasto; de acuerdo con el empresario, este número aumenta al considerar que cada día son cerca de 20 las que dejan de operar por la falta de suministro.

El secretario de Gobierno del estado de Querétaro añadió que Petróleos Mexicanos planteó dar una atención directa a los concesionarios que siguen reportando fallas en el suministro.

El secretario estatal destacó que la entidad se alineará a la estrategia que sigue el presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, para combatir el robo de hidrocarburos.

En el territorio, detalló, se ha detectado 2% de las tomas clandestinas reportadas a nivel nacional.

Aseguran terminal

A partir de este lunes 7 de enero, la Secretaría de la Defensa Nacional , a través de la Comandancia de la 17/a Zona Militar, estableció una base de operaciones en las instalaciones de la Terminal de Almacenamiento y Despacho de Pemex en el estado, en coordinación con autoridades de la paraestatal.

A través de un comunicado, informó que esta acción obedece al Plan Conjunto del Gobierno de la República para combatir el robo de hidrocarburos en el estado. (Con información de Vivian Estrella)

Mejora abasto en cuatro entidades

En Guanajuato, Michoacán, Puebla y Estado de México, autoridades estatales informaron que avanza la regularización de abasto de gasolina y confían en que el servicio se restablezca cuanto antes.

De manera gradual se ha ido restableciendo el abasto de combustible en Guanajuato, indicó el gobernador Diego Sinhue Rodríguez Vallejo, al señalar que en la entidad hay cada vez más gasolineras abiertas.

El Ejecutivo de Michoacán, Silvano Aureoles, confía en que en breve se regularice el suministro de gasolina por parte de Petróleos Mexicanos (Pemex), para “evitar afectaciones a la población y los sectores productivos”.

El mandatario del Estado de México, Alfredo Del Mazo Maza, informó que respecto al desabasto de gasolina en el Valle de Toluca se trabaja en la regularización del servicio con Pemex, el cual es el encargado de surtir el combustible a las diferentes estaciones.

El encargado de despacho de la gubernatura de Puebla, Jesús Rodríguez Almeida, señaló que seguirán verificando y revisando que en el estado continúe el abasto de combustible en los 217 municipios.

En los últimos días se registró desabasto de gasolina Magna en los municipios de Matamoros, Reynosa y Río Bravo en Tamaulipas, razón por la que se registraron compras de pánico.

La refinería de Ciudad Madero de Pemex comentó que el hidrocarburo se transportaría en pipas a la capital de Tamaulipas, para evitar el robo en el ducto Madero-Cadereyta. (Redacción con información de Notimex)

Hay suficiente gasolina en el país: López Obrador

“Le puedo decir a la gente, a todos los mexicanos, que tenemos gasolina suficiente, no hay problema de desabasto”, afirmó el presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) y advirtió que su plan de intervención de los ductos de Petróleos Mexicanos (Pemex) continuará implementándose para evitar el robo de combustible.

“¿Cuánto tiempo nos puede llevar? Va a depender, a ver quién se cansa primero, los que se roban el combustible o nosotros. Yo nada más les mando a decir que soy perseverante y se acaba la corrupción. Y sabemos que no va a ser fácil, pero no vamos a flaquear”, aseveró.

“Hay que tomar en consideración que la forma más barata de transportar los combustibles es a través de los ductos, es más barato. Lo mismo que los buquetanques, el ferrocarril y como en el cuarto o quinto lugar en costo están las pipas. Por eso no se puede descartar la utilización de los ductos. Ésta es una situación transitoria, en tanto resolvemos el problema del robo de combustible”, añadió.

AMLO aseguró que se ha magnificado el tema del desabasto de gasolinas, porque no es un “asunto generalizado”.

“Lo que estamos cuidando es la distribución, no abrir los ductos para que no haya fugas. Estamos abriendo con cuidado los ductos y con cuidado significa que haya vigilancia del personal especializado”, expresó.

AMLO insistió en que desde el centro de monitoreo de Pemex se permitía el robo de gasolina y diesel en los ductos.

Aseveró que, incluso, en algunas zonas del país, hay una invasión del derecho de vía de los ductos, porque quienes se dedicaban al huachicol construyeron bodegas para almacenar el combustible robado.

El presidente refirió que 900 elementos de seguridad federal fueron desplegados para resguardar las instalaciones estratégicas de Pemex; en total 4,000 elementos resguardan refinerías y otras instalaciones de la institución. (Con información de Jorge Monroy)

Escasez, en zonas afectadas por robo de combustible

La secretaria de Energía, Rocío Nahle, aseguró que la estrategia de seguridad para combatir el robo de combustibles en el país ha tenido efectos en falta de abasto a gasolinerías en zonas donde existía mayor índice de huachicol, por lo que se lleva a cabo una estrategia “desde cero” con revisiones a toda la infraestructura de Petróleos Mexicanos (Pemex), además de que al concluir las investigaciones se hará pública la información de funcionarios involucrados en los ilícitos, del nivel que sean.

En entrevista con Óscar Mario Beteta en Radio Fórmula, aseguró que el plan de combate al robo de hidrocarburos presentado el pasado 27 de septiembre incluía las medidas que se han llevado a cabo desde los últimos días del año, pero que las zonas donde se ha reportado desabasto de gasolinas en las estaciones de servicio tienen índices delictivos superiores al resto del país.

“Es un programa que se realizó, sabíamos que íbamos a cerrar ductos, se previó para que las terminales de almacenamiento y reparto tuvieran producto y se pudieran abastecer, no tenemos este tipo de quejas en Veracruz, Yucatán o Monterrey, o ciudades donde también hay un parque vehicular bastante amplio, tenemos las quejas en una zona muy poblada, pero también altos índices de huachicol y hay que decirlo”, dijo.

Para frenar el robo mediante succión a ductos, algunos tramos se están empaquetando, se detecta dónde estaba la fuga, la toma clandestina conectada al ducto y se van abriendo para que pueda haber producto, explicó. Así, donde se detecta que hay succión, se tiene que cerrar la válvula, atender en el momento donde se están robando el producto y actuar de inmediato, no esperar a que el tubo tenga más perforaciones para actuar.

Nahle detalló que la estrategia incluye también intervenciones de seguridad en las refinerías de Pemex, ya que si bien por cada barril de crudo que ingresa se debe reportar el equivalente en productos terminados, existía desbalance en esta cifra que la estatal reportaba como ajustes por pérdidas.

“Ya era una cosa que nos llevó a pérdidas de 60,000 millones de pesos al año”, comentó.

En tanto, el sistema nacional de seguridad reportará si los cárteles del huachicol están ligados con los del narcotráfico y el gobierno avanzará en la investigación. (Con información de Karol García)