Monterrey, NL. La Cámara de la Industria de la Transformación (Caintra), organismo que afilia a 5,000 empresas manufactureras en Nuevo León, demandó a la administración del gobernador Rodrigo Medina de la Cruz adelgazar la estructura organizacional con la desaparición y fusión de dependencias estatales, así como la reducción de la burocracia.

El empresario Eugenio Clariond Rangel, presidente del organismo, consideró que el gobierno local debe reducir el gasto corriente como parte del plan de austeridad. Destacó que todas esas medidas llevarían a la Tesorería de la entidad a generar ahorros por hasta 2,000 millones de pesos en el 2013.

Aseguró que el sector industrial de Nuevo León está en desacuerdo con que las autoridades estatales tengan que pasar la factura a los ciudadanos y a las empresas por el mal manejo de las finanzas públicas, en la inclusión y aumento de nuevos impuestos, así como en el aumento a servicios como el sistema de transporte Metro.

Exigimos al gobierno de Rodrigo Medina implementar un verdadero plan de austeridad que genere ahorros por 2,000 millones de pesos en el 2013, que representa 20% del presupuesto del que sí tiene margen de control y que no son recursos etiquetados , planteó.

REDISTRIBUCIÓN DEL PASTEL

El líder de los industriales regiomontanos también sostuvo que ese organismo trabaja en la elaboración de una iniciativa que presentarán a la nueva administración federal, que encabezará Enrique Peña Nieto, y a los diputados federales de Nuevo León, para que sea modificada la formula de distribución de participaciones (Ramo 28).

En Nuevo León, recibimos menos de 5% de los recursos que aportamos como entidad a la Federación y, por ello, vamos a presentar una iniciativa para que sea modificada la formula de distribución de participaciones federales , dijo.

Sin embargo, enfatizó que el primer paso es que el gobierno se ajuste el cinturón y emprenda una verdadera y profunda reestructuración del aparato organizacional de la administración estatal de Nuevo León.

Además, externó que en caso de que la administración local asuma más deuda, que los recursos no deben ser utilizados para gasto corriente como el pago de nóminas.

El dirigente de la Caintra comentó que, en días pasados, se reunió con el Tesorero estatal de Nuevo León, a quien le expresó el rechazo de los industriales sobre un probable aumento al Impuesto Sobre Nómina.

[email protected]