Puebla, Pue. El tema de seguridad será lo que traten integrantes del Consejo Coordinador Empresarial (CCE) en octubre próximo con el gobernador de Puebla Miguel Barbosa Huerta en lo que será su primera reunión formal.

Ignacio Alarcón Rodríguez Pacheco, presidente del organismo en Puebla, indicó que están preparando la agenda y afinando los detalles de dicho encuentro tras tomar protesta el 5 de septiembre, ya que les interesa exponer a sus presidentes de 25 cámaras afiliadas el panorama sobre los incidentes delictivos que más los afectan.

"La seguridad pública será el principal tema a abordar con el mandatario porque el sector empresarial está enfrentando un gran problema con el robo de transporte de carga en las carreteras del estado, lo cual en lugar de bajar ha ido en incremento", dijo Ignacio Alarcón Rodríguez Pacheco.

Propuso que los tres niveles de gobierno blinden las "entradas y salidas de la entidad" para disminuir tales atracos, pues sostuvo que la incidencia cada vez es más crítica al grado de que algunas empresas de otros estados del país ya no quieren surtir sus productos en territorio poblano, sobre todo en municipios del llamado triángulo rojo, donde hay una incidencia en robo de combustibles de tomas pertenecientes a Petróleos Mexicanos (Pemex).

Indicó que esa reunión se buscó desde julio, cuando Barbosa Huerta ganó la gubernatura, pero cuestiones de agenda no permitían acomodar una fecha, pero que será en las primeras dos semanas de octubre.

Dijo que su antecesor en el CCE, Carlos Montiel Solana, fue quien hizo las primeras gestiones para la reunión con el mandatario poblano, pero que él cuando tomó posesión, se avocó a concretarla.

El líder empresarial dijo que en su evento de toma de protesta, al que fue invitado Barbosa Huerta, le volvió a pedir una cita para los integrantes del organismo empresarial, por lo que de inmediato aceptó y era cuestión de preparar el encuentro.

Alarcón Rodríguez afirmó que hay una buena relación con las autoridades estatales y esperan así mantenerla hasta el final de la administración, a la par de que presentarán sus propuestas integradas en su agenda empresarial.

“Lo importante es la seguridad, mejorarla para seguir entregando a tiempo las mercancías en las localidades y entidades vecinas, ya que la carretera Puebla-Veracruz se ha vuelto peligrosa para circular sobre todo en las noches”, dijo.

Mencionó que esto ha traído como consecuencia cambiar algunas rutas de entrega por el miedo de los choferes a ser víctima de los asaltantes, a quienes no llegan a secuestrarlo.