Puebla, Pue. En el Congreso del estado propondrán reformar la Ley de Adquisiciones, Arrendamientos y Servicios del Sector Público Estatal y Municipal para garantizar que 80% de las compras que hagan los gobiernos locales sea con micro, pequeñas y medianas empresas (mipymes) asentadas en la entidad o constituidas por poblanos.

El diputado panista Oswaldo Jiménez López, quien presentó la propuesta, explicó que, en el 2018, el gasto del ejercicio en bienes y servicios por parte del gobierno estatal fue de 7,000 millones de pesos, lo que significa un universo de oportunidades para la consolidación de las empresas.

Recordó que hace un mes y medio se modificó la Ley de Desarrollo Económico Sustentable, en la que sólo se propuso a las autoridades que den preferencia a empresas poblanas en las compras, pero no pasa de una sugerencia, por lo que se complica dar contratos.

En este contexto, indicó que su propuesta va relacionada, pero enfocada en modificar la Ley de Adquisiciones, Arrendamientos y Servicios del Sector Público Estatal y Municipal, en la que también pide que se establezca que los procesos de compras se hagan con empresas que acrediten para su registro como proveedor, tener una antigüedad no menor al año y no mayor a cinco años respecto a su Constitución, y ser presididas por personas físicas con 35 años de edad máximo.

“Se trata de adicionar el artículo 77 Bis, en el que se establezca que las dependencias del gobierno estatal y de los 217 municipios en sus procesos de compras, arrendamientos de bienes, muebles y contratación de servicios que requieran, deberán de observar que al menos 80% se consigan con proveedores poblanos”, abundó.

Petición de la IP

Al respecto, Ignacio Alarcón Rodríguez Pacheco, presidente del Consejo Coordinador Empresarial, aseguró que se trata de una de las demandas de la Iniciativa Privada (IP) para aumentar el consumo interno a favor de los empresarios poblanos.

Recordó que estaba entre los puntos de la agenda de peticiones del sector a las autoridades locales, porque había desventajas respecto a foráneos para lograr un contrato, estos últimos con la posibilidad de castigar sus precios para ser proveedores, lo cual un empresario poblano no puede hacer porque es poner en riesgo su ganancia.

A la ley de adquisiciones habría que agregar la modificación del porcentaje sobre precios que se presentan para competir, porque si bien las firmas del estado tienen la posibilidad de subirlos 2 o 3%, no conviene en términos de ganancia, por ello, sugieren que esa diferenciación sea de 15%, lo cual ayudaría a que las proveedoras de papelería, materiales para obras públicas, de electrónicos, entre otros, no castiguen sus costos en una licitación, expuso.

[email protected]