El secretario de Desarrollo Agropecuario, Manuel Valdés Rodríguez, informó que ante la escasez de agua, debido a las pocas precipitaciones ajustarán las actividades de producción, mientras que para el sector ganadero el último día de junio entrará la primera evaluación para acceder al seguro catastrófico si no se presentan lluvias.

Valdés Rodríguez detalló que actualmente están trabajando en la actividad productiva, pecuaria con ganado y suplemento alimenticio, e incluso hace unos días se anunció un programa para la población mediante la distribución de maíz y frijol a costos preferenciales en las localidades de alta marginación para compensar el alza en los precios de los productos básicos por la falta de lluvia en todo el país.

Aunado a ello, el funcionario indicó se está analizando la posibilidad de un programa de forrajes en caso de que la lluvia se retrasara aún más, por lo que están en espera de los pronósticos; sin embargo, actualmente las condiciones son muy cambiantes y eso genera un problema.

Tendremos que ajustar seguramente las actividades de producción y también podemos reiterar que estaremos cerca de los productores agropecuarios buscando medidas alternativas .

PANORAMA SECO

En caso de que no se pudiera sembrar maíz el 15 de julio, afirmó, se buscarán cultivos forrajeros que con poca precipitación permiten tener producción y, al mismo tiempo, se armará un programa de apoyo para el 2012, porque seguramente tendremos un estiaje difícil si este año tenemos un retraso grande.

Ante la escasez de agua, mencionó que presas y bordos están en una situación difícil, aunque afortunadamente la presa en la Sierra Gorda presenta un buen nivel de agua potable, lo que le da tranquilidad a la población.

En el resto del estado, manantiales y pozos también han bajado su nivel de aportación, por lo que están dotando de agua a través de pipas. Por ello, enfatizó, se arrancará una campaña para el ahorro del líquido no sólo en el medio agropecuario, sino también en las ciudades.

MEDIDAS DE APOYO

El seguro catastrófico con el que se cuenta, de 109 millones de pesos, abarca tres rubros: precipitaciones; el estudio de factores productivos, que permite por zonas de producción donde hay y dónde no hay se activa, y el seguro ganadero, en donde el último día de junio entraría la primera evaluación para tener una respuesta de la aseguradora, explicó el funcionario.

En el estado, indicó que hay 48,000 cabezas de ganado, de las cuales han muerto seis por la falta de agua, según cifras de la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación.

No tenemos una condición de muerte de ganado masiva, no tenemos una condición de alarma en ese sentido, sí de alerta al ganado , advirtió.

Enfatizó que habrá que darle una mayor atención al ganado para fortificarlo, con el fin de que resista más.