Aun con la incertidumbre del entorno financiero internacional que se vive, las ventas de autos nuevos en México crecieron 11.3% durante los primeros cinco meses del año, luego del alza en la comercialización que registran las diversas marcas automotrices.

Nissan Mexicana dio a conocer que el pasado mes de mayo cumplió ya su tercer año consecutivo (36 meses) como líder del mercado automotriz mexicano, y logró incrementar sus ventas 16.4% en mayo respecto del mismo mes de año anterior.

Cinco modelos de Nissan se mantienen en la lista de los 10 vehículos más vendidos en México en mayo de 2012: NP300, Versa, Tiida sedán, Tsuru y March.

Mientras que Volkswagen de México cerró el quinto mes del año con un volumen acumulado de producción de 217,721 unidades, lo que representa un repunte de 10.7 %, en comparación con la cifra alcanzada en el mismo período del año anterior.

Para el caso de Seat, mayo se destacó por ser el mejor mes de ventas del juvenil y renovado modelo Ibiza, con un total de 1,625 unidades, que significó un también importante incremento de 57.6% con respecto a lo registrado en el mismo mes de 2011.

Para la marca española obtuvo un notable incremento del 44.4% con respecto al mismo mes del año anterior, donde registró un total de 1,790 vehículos vendidos.

No obstante, la japonesa Honda el quinto mes del 2012, reportó la comercialización de 4,461 unidades en el mercado mexicano, lo cual representa un incremento del 92% contra mayo del 2011, que fue de 2,320.

lgonzalez@eleconomista.com.mx