Los fabricantes de automotores estadounidenses Chrysler y Ford anunciaron este jueves que sus ventas en Estados Unidos aumentaron 40% y 14%, respectivamente, en febrero.

En un comunicado, el grupo Chrysler se felicitó por haber vendido 133.521 unidades, las "mejores ventas desde 2008 en un mes de febrero", así como por su "vigésimo tercer mes consecutivo de incremento de ventas", una tendencia que se repite desde hace varios meses.

También se congratuló por su noveno mes consecutivo con un crecimiento superior al 20%, y por los progresos que han hecho las cuatro marcas del grupo: Ram, Dodge, Chrysler y Jeep.

Por su parte, el segundo fabricante de automotores más grande en Estados Unidos, Ford, anunció que el incremento de 14% de sus ventas corresponde a 179.119 unidades.

La marca de lujo del grupo, Lincoln, obtuvo un alza de 16% en sus ventas.

Sin embargo, el desempeño del grupo fue, de forma general, menos bueno de lo esperado por el gabinete especializado Edmunds, que apostaba por un aumento de 18.3 por ciento.

RDS