Ingolstadt.- En los dos primeros meses de 2014, Audi vendió 242,400 automóviles, lo que representa un aumento en valor de 9.3% respecto a igual periodo del año pasado, informó Rupert Stadler, CEO de Audi AG.

Este resultado, precisó en su conferencia anual, se debe a la nueva clase compacta de autos de la marca, como el A3, así como a la nueva familia de A3 que en breve llegará a Estados Unidos y China, donde el segmento de compactos apenas está ingresando.

De hecho, este segmento en China crece más del doble que otras marcas o segmentos, mientras que con el modelo sedan A3 nos vamos a beneficiar de esta tendencia, apuntó.

Ante representantes de medios de comunicación de países como China, Brasil, España, Estados Unidos, México y Rusia, el directivo anunció que este año estará disponible el modelo de la gama alta A8 y que representa un paso importante porque dos terceras partes de los clientes de este modelo son de China y Norteamérica.

Entre otras novedades, mencionó el Cabrio o convertible de la familia A3, el S1, S3 y S4 y el TTS, así como los modelos de las marcas adjuntas como el Huracán de Laborghini, con 1,000 solicitudes, y la Ducati, donde se tiene la moto Monsters 1200.

Stadler comentó que durante 2014 emplearán a 1,500 trabajadores adicionales y 750 jóvenes becarios, lo que dará un total de 80,000 empleados para atender a sus clientes.

A partir de este año y por primera vez se producirá el mayor número de autos Audi en el exterior y ya no en Alemania como había sido en su historia, gracias a su expansión en 12 países, y a partir de 2016 en 14 al sumarse la producción del Q5 en México, puntualizó.

mac