Cancún, Qroo. El desarrollo del tren de pasajeros México-Querétaro favorecerá la extensión del ferrocarril suburbano de Cuautitlán a Huehuetoca, Estado de México, cuya construcción podría ser absorbida por el gobierno federal, y la firma operadora está dispuesta a pagar por la utilización del nuevo tramo, dijo el director de Construcciones y Auxiliar de Ferrocarriles (CAF), Maximiliano Zurita.

Dicha ampliación, solicitada desde hace cuatro años no ha sido autorizada, a pesar de que CAF, a través de su subsidiaria Ferrocarriles Suburbanos, ha presentado diversos argumentos técnicos y financieros para completar la ruta que le fue concesionada (actualmente operan el tramo Buenavista-Cuautitlán).

En rueda de prensa, comentó que la inversión requerida ronda los 3,600 millones de pesos y que bastaría sumar 8,000 millones más, lo que representa una cantidad marginal para poder ofrecer ambos servicios. Actualmente, en ese ferrocarril transitan 150,000 personas por día y se podrían sumar 100,000.

La propia autoridad y nosotros vemos una altísima viabilidad de desarrollar el proyecto de esta manera. Hemos tenido muchas reuniones al respecto, pero finalmente seremos respetuosos de la decisión que se tome sobre el nuevo tren , comentó.

Los trenes de pasajeros México-Toluca y transpeninsular se encuentran avanzados en relación con los estudios técnicos que se deben realizar, previos al lanzamiento de su licitación de construcción; sin embargo, del proyecto México-Querétaro, que implicará unos 45 millones de pesos en su totalidad, todavía no se han ofrecido mayores detalles.

El subsecretario de Transporte, Carlos Almada, dijo que en la primavera se dará a conocer la postura de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes en relación a la autorización, o no, de la ampliación.

De acuerdo con la versión del funcionario, el nuevo tren saldrá de la terminal de Buenavista, aunque no de la misma posición que usa el ferrocarril suburbano.

Hay cuatro posiciones que no forman parte de la concesión, están reservadas y seguramente se utilizarán... , explicó Zutita.

alejandro.delarosa@eleconomista.mx