Nueva York.- Dos días después de una retirada masiva de Prius a nivel mundial, el fabricante japonés Toyota sacará de las calles de Estados Unidos 261,114 vehículos, algunos de la marca de lujo Lexus, por un problema en el sistema de frenos.

Los modelos afectados son el RX350 de la gama Lexus, el camión Tacoma y las 4X4 Rav 4, fabricados todos entre 2012 y 2013, precisó en un comunicado la autoridad estadounidense de seguridad en las rutas (NHTSA).

El informe sostiene que un componente eléctrico del sistema de frenos podría funcionar mal, encendiendo luces de advertencia para los frenos, el control de estabilidad y los sistemas de control de tracción.

"Si esto ocurre, los sistemas podrían volverse inoperantes (...) y esto aumenta los riesgos de accidentes", sostiene el comunicado.

El miércoles, el fabricante japonés retiró 1.9 millones de Prius en todo el mundo, por un fallo en el programa informático del sistema híbrido (motor de gasolina y electricidad). Del total, 700,000 vehículos fueron retirados en Estados Unidos.

La compañía ya vivió una fuerte crisis a fines de 2009 e inicios de 2010, cuando debió retirar de urgencia cerca de nueve millones de vehículos en todo el mundo por problemas en los pedales para acelerar y frenar.

mac