Tijuana, BC. El municipio de Tijuana cuenta ya con un Reglamento para el Fomento a la Competitividad y Desarrollo Económico, el cual busca reducir el tiempo de apertura de negocios, de 39 días a 72 horas con ayuda de la implementación del Sistema de Apertura Rápida de Empresas (SARE), además de proporcionar a los inversionistas incentivos que no se han otorgado antes.

Lo que pretendemos es generar nuevas y más fuentes de trabajo en la ciudad, porque Tijuana pelea con otras ciudades en el país en la atracción de inversiones y el objetivo es mejorar la competitividad , resaltó Miguel Velasco Bustamante.

El Secretario de Desarrollo Económico de Tijuana comentó que, con este reglamento, el municipio estará en condiciones de otorgar incentivos fiscales y no fiscales a las nuevas empresas.

Estos incentivos van a estar en función del tipo de actividad a la que se dedica la empresa o se va a dedicar y van a estar de acuerdo con la cantidad de empleos que se van a generar y puede haber apoyos adicionales si la empresa tiene algún desarrollo tecnológico o algún proyecto innovador , expuso el funcionario.

EL RESPALDO

El Secretario de Desarrollo Económico mencionó que algunos de los estímulos que ofrece el ayuntamiento a través de este nuevo reglamento son subsidios en cuanto al pago del impuesto Predial y al Impuesto sobre Adquisición de Bienes Inmuebles.

Además, quienes abran una nueva empresa podrían obtener subsidios en permisos como el uso de suelo, permiso de construcción, de bomberos y Protección Civil, en instalación de servicios públicos, entre otros.

Mientras que algunos de los incentivos no fiscales, agregó, podrán ser el brindar facilidades para la construcción y mejoramiento de infraestructura, así como la vinculación con organismos empresariales y académicos.

Velasco Bustamante dijo que las vocaciones de Tijuana son el punto estratégico a impulsar, es decir, sectores como el aeroespacial, automotriz, metalmecánica, electrónico, productos médicos, pero también otros rubros como las farmacias, construcción, gestión fílmica, restaurantes, servicios médicos y turismo.

Reducir tiempos

El objetivo de contar con reglas claras, indicó Miguel Velasco, es atraer mayores inversiones y facilitarles el proceso a los empresarios a través de una ventanilla única.

La gestión para la apertura de empresas ha sido el talón de Aquiles no sólo en Tijuana, sino en Baja California, pues en palabras de Juan Manuel Hernández Niebla, presidente de la Coparmex Tijuana, resulta sumamente burocrático abrir un negocio.

Por lo que, una vez aprobado en cabildo este nuevo reglamento, el ayuntamiento facilitará la instalación de negocios a través del SARE.

Velasco Bustamante refirió que los establecimientos que se beneficiarán con el SARE serán los que, por sus características, materia prima y productos o servicios, no representen una amenaza significativa a la salud y que además generen un bajo impacto al medio ambiente.

Destraban permisos

Trámites susceptibles de agilización ante la nueva reglamentación del ayuntamiento.

Uso de suelo y permiso de construcción.

Licencia de operación.

Alta en Hacienda.

Registro en Recaudación de Rentas del Estado.

Certificado de seguridad ante Protección Civil y bomberos.

Permisos ambientales (según el giro del negocio).

[email protected]