El Aeropuerto Internacional de Nueva York John F. Kennedy continúa con su modernización, en este caso con obras en la Terminal 4 con una inversión de 180 millones de dólares.

En el proyecto participarán Delta Air Lines, la Autoridad Portuaria de Nueva York y Nueva Jersey y la Terminal Aérea Internacional JFK LLC (JFKIAT, por sus siglas en inglés) y se sumará a la inversión en instalaciones de 1.2 mil millones de dólares en la misma terminal que será inaugurada en mayo.

"Este proyecto de expansión adicional de la Terminal 4 se suma a la amplia lista de importantes inversiones que estamos adelantando en Nueva York", dijo el director ejecutivo de Delta, Richard Anderson, quien expuso que el proyecto dará un impulso a la economía local y creará empleos para la comunidad.

Con la nueva ampliación, el ala B de la Terminal 4 albergará 27 puertas de Delta y sustituirá a la actual Terminal 2 de operación regional de la aerolínea, contará con un mostrador de embarque, una zona de espera y un puente de acceso, lo que elimina la necesidad de tomar la rampa de embarque que existe actualmente en la Terminal 2.

La nueva expansión se suma a la ya anunciada inversión en instalaciones de 1.2 mil millones de dólares en la Terminal para nueve puertas internacionales nuevas y otras siete renovadas, sólo por mencionar algunas obras.

La Terminal 4 reemplazará a las obsoletas instalaciones de la Terminal 3, con lo que mejorará la experiencia de los más de 11 millones de pasajeros a los que Delta transporta anualmente en el JFK.

La demolición de la Terminal 3 se espera que haya finalizado para el verano de 2015, y dicha área será utilizada para estacionar aeronaves.

MFH