Monterrey, NL. Henry Cuellar, representante demócrata de Estados Unidos, destacó que septiembre será un mes crucial para la ratificación del Tratado entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC).

Cuellar recomendó que en la iniciativa de Presupuesto de Egresos de la Federación para el ejercicio fiscal de 2020, la cual se dará a conocer este domingo, la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) incluya una partida con recursos suficientes para ejecutar los cambios derivados de la reforma laboral.

El legislador demócrata afirmó que la reforma laboral y los cambios en esa misma materia plasmados en el T-MEC fueron los adecuados. “Debemos dar gracias por ello”, comentó al participar en el XXVI Congreso de Comercio Exterior Mexicano.

Pero un presupuesto abultado en la partida referida daría fuerza al cumplimiento del compromiso de que México llevará a la práctica las acciones laborales exigidas por Estados Unidos y Canadá.

También dijo que la próxima semana él presentará una iniciativa para fortalecer el Banco de Desarrollo de América del Norte (NadBank, en inglés), un banco de desarrollo de infraestructura en la zona fronteriza de Estados Unidos y México, con lo que se atenderían preocupaciones medioambientales de los legisladores demócratas.

En el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) vigente, a través del NadBank, los gobiernos de México y Estados Unidos se comprometieron a cooperar en el desarrollo de proyectos de infraestructura ambiental a lo largo de la frontera común para abordar los problemas relacionados con la degradación del medio ambiente debido al aumento de la actividad económica.

Cuellar expuso que otra demanda de los legisladores respecto al T-MEC tiene que ver con los medicamentos biológicos, para reducir su periodo de producción tras el cual puedan generarse productos genéricos con costos más baratos; y resaltó que este asunto es de discusión local en Estados Unidos, sin incumbencia a México.

Estados Unidos, Canadá y México pactaron garantizar 10 años de protección a los datos de medicamentos biológicos, pero fue un plazo pactado bajo presión de Estados Unidos y, en particular, de las grandes empresas farmacéuticas.

Los medicamentos biológicos son preparados médicos derivados de organismos vivos y están demostrando valiosas fuentes de tratamientos para enfermedades como la artritis y el cáncer. Como en cualquier otro caso, una vez vencida la protección de los datos, terceras empresas pueden producir medicamentos genéricos.

En la medida que se ponga a votación el T-MEC lo más rápido posible, éste tiene mayores posibilidades de ratificación, debido a que conlleva un menor peso político si se aleja del día de las elecciones presidenciales de Estados Unidos, las cuales se celebrarán el 3 de noviembre de 2020.

El T-MEC aborda nuevos asuntos, como el comercio digital y las empresas estatales, aumenta los requisitos de contenido de América del Norte para vehículos, amplía el acceso al mercado en la agricultura y reduce las obligaciones de Estados Unidos en áreas como la inversión y las compras gubernamentales.

Prevén consenso entre Trump y demócratas

IP y gobierno mexicano esperan aprobación del acuerdo este 2019

El gobierno de México espera que el Congreso estadounidense ratifique el Tratado entre México, Estados Unidos y Canadá (T-MEC) a finales del año en curso, afirmó Luz María de la Mora, subsecretaria de Comercio Exterior de la Secretaría de Economía.

Para ello, aguarda a que el presidente Donald Trump y la líder del Senado, Nancy Pelosi, logren un acuerdo para presentar en el presente mes de septiembre el proyecto de ley de implementación del T-MEC.

El Congreso estadounidense reanudará este 9 de septiembre sus actividades, luego de un receso en el que algunos legisladores sostuvieron varias reuniones con Robert Lighthizer, representante Comercial de la Casa Blanca, para conciliar posiciones respecto a las últimas demandas de los congresistas demócratas vinculadas al T-MEC.

“Esperamos que antes de que termine este año el T-MEC se ratifique”, dijo De la Mora en una ponencia durante el XXVI Congreso de Comercio Exterior Mexicano.

En concordancia, Eugenio Salinas, coordinador y secretario técnico del Cuarto de Junto de la Concamin, dijo que el sector privado mexicano también confía en que el T-MEC se ratifique en diciembre, aunque añadió que no es un plazo definitorio, dado que esto puede ocurrir en los meses subsiguientes, si bien con una mayor dificultad política.

Pelosi nombró a un grupo de legisladores demócratas para negociar demandas de su bancada relacionadas con este acuerdo trilateral comercial, que sustituirá al Tratado de Libre Comercio de América del Norte, vigente desde 1994.

Con ello, este grupo comenzó en junio las negociaciones tanto con la administración del presidente Donald Trump como con sus contrapartes de la bancada republicana. El presidente del Comité de Medios y Arbitrios de la Cámara de Representantes, Richard Neal (Massachusetts), ha liderado el grupo.

Consecuentemente, legisladores demócratas presentaron a Lighthizer una serie de propuestas de cuyas respuestas dependerá que impulsen el proceso de votación del T-MEC.

rmorales@eleconomista.com.mx