Las ventas minoristas se desaceleraron durante abril al crecer apenas 1.3% a tiendas iguales, cifra más baja de los últimos 11 meses, cuando en mayo del año pasado cayó 0.9%, informó la Asociación Nacional de Tiendas de Autoservicio y Departamentales (ANTAD).

El segmento que había sido más dinámico en los últimos meses, el de ropa y calzado, tuvo un desliz a la baja de 3.3% en abril, que sumado a la caída de 1.5% en mercancías generales redujo la actividad de venta en las tiendas.

El organismo que dirige Vicente Yáñez destacó que las ventas se vieron afectadas por las vacaciones de Semana Santa de principios de abril y finales de marzo, contrario al año pasado, en el que se dieron totalmente en el cuarto mes. Además, se contó con un viernes y un sábado menos, pero con un domingo más con respecto al mismo mes del año anterior.

En abril, las ventas totales de las tiendas departamentales y autoservicio alcanzaron 83,000 millones de pesos, mientras que en el primer cuatrimestre ya suman 321,000 millones.

Las ventas totales representan un crecimiento acumulado (de enero a abril) de 11% en todas las tiendas. Este resultado estuvo favorecido principalmente por el crecimiento en supermercado (abarrotes y perecederos) de 12.4% a unidades totales; ropa y calzado, con 10.8%, y 9% en mercancías generales.

La ANTAD, que aglutina a 30,223 tiendas a nivel nacional, reportó en enero del 2012 un aumento de ventas de 5.8% a tiendas iguales; 9.5% en febrero, y de 13.2% en marzo pasado, mientras en abril sufre un desliz de 1.3 por ciento. El rubro de supermercado en abril se mantuvo estable respecto de los meses previos, pues durante el cuarto mes creció 4.1%; en enero lo hizo con 3.6%; febrero avanzaron a 6% las ventas, y en marzo, 4.5 por ciento.

[email protected]